Rajoy, abucheado en Uruguay: “¡Lo habéis robado todo, ladrón!”

tomas-elias-gonzalez-benitez-URUGUAY--Venezuela--Rajoy-pidi--acuerdo-para-elecciones-y-V-zquez--no-aislarla-

Los últimos escándalos de corrupción en el PP han provocado una situación incómoda para el jefe del Gobierno en su viaje oficial a Uruguay. A su llegada a la Torre Ejecutiva, donde iba a reunirse con el presidente del país, Tabaré Vázquez, Mariano Rajoy ha sido recibido al grito de “ladrón” y “sinvergüenza”.

Durante el acto de bienvenida, una persona que se encontraba entre el público le ha echado en cara al líder del PP que lo que tendría que hacer es solucionar el “desaguisado”. “¡Ladrón, Mariano, tendrías que estar en casa arreglando el desaguisado que has montado!”. “¡Lo habéis robado todo, ladrón!”, ha gritado mientras el presidente mantenía el tipo.

Las imágenes han circulado rápidamente por las redes sociales.

Este suceso debería hacernos plantear qué clase de imagen queremos que el mundo tenga de nosotros y si realmente nos interesa que sigan gobernando partidos con historiales de corrupción tan densos y contrastados. El hecho de que la gente de un País al otro lado del Océano abuchee al Presidente de España es motivo más que suficiente para reflexionar sobre el porqué ocurren estas cosas.

Vídeo del suceso

Fuente: El Periódico

Anuncios

Rajoy en París para combatir el paro juvenil

 

 

 

 

 

 

Los líderes europeos buscarán garantizar la puesta en marcha del fondo de 6.000 millones de los que España recibirá 1.800

image

 

Madrid (EUROPA PRESS).- El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, participará hoy en París en la segunda cumbre sobre empleo juvenil -tras la que se celebró en julio en Berlín- en la que los líderes europeos buscarán garantizar la puesta en marcha acelerada del nuevo fondo de 6.000 millones de euros (ampliable hasta 8.000 millones) de forma que el dinero pueda empezar a desembolsarse desde el 1 de enero de 2014.

España será la principal beneficiaria de este fondo, ya que recibirá alrededor de 1.800 millones de euros, según explicó Rajoy en el Consejo Europeo de octubre. El Gobierno español tiene previsto aprobar en las próximas semanas, anunció Rajoy, el plan en el que debe detallar en qué gastará las subvenciones europeas.

Estas ayudas deben servir para poner en marcha en todos los Estados miembros la denominada ‘garantía juvenil’: el compromiso de ofrecer a los menores de 25 años que abandonan el sistema educativo o que están en paro trabajo, formación adicional o prácticas en un plazo máximo de 4 meses.

En la cumbre de París -organizada por el presidente francés, François Hollande- está prevista la participación de 24 jefes de Estado y de Gobierno de la UE, de los ministros de Empleo de los Veintiocho y de los presidentes del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy; de la Comisión, José Manuel Durao Barroso, y de la Eurocámara, Martin Schulz. Pero más allá de dar un nuevo impulso político a las iniciativas ya acodadas, no se prevé que de la reunión salgan nuevas medidas ni fondos adicionales para combatir el paro juvenil, de acuerdo con las fuentes consultadas.

Los líderes europeos ya han acordado concentrar en 2014 y en 2015 el gasto del nuevo fondo contra el paro juvenil, en lugar de en los siete años del marco presupuestario. Sin embargo, el fondo todavía está pendiente de que la Eurocámara apruebe las perspectivas financieras para el periodo 2014-2020, probablemente durante el pleno de noviembre.

España es el segundo país de la UE con una mayor tasa de paro juvenil, el 56,5%, sólo superado por Grecia (57,3%). En septiembre de 2013, 5,5 millones de menores de 25 años se encontraban en paro en la UE (23,5%), de los cuales 3,5 millones estaban en la eurozona (24,1%)

Fuente: la Vanguardia

 

 

 

 

 

 

Rajoy: “Por duras que sean las medidas de saneamiento hay que hacerlas”

 

Rajoy en una de sus apariciones
Rajoy en una de sus apariciones

El líder del Partido Popular ha mostrado su “convencimiento de que vamos a ser capaces de salir de la crisis”. Así, ha explicado: “Los peldaños que nos permitirán caminar hacia la recuperación ya están instalados”.

Rajoy se ha referido a los datos de desempleo que se conocieron el pasado jueves, que marcaron el récord de más de 6 millones de parados en el primer trimestre. El presidente ha señalado que esta cifra que, a pesar no haberle sorprendido, es su mayor incentivo. “Para recuperar el crecimiento de la actividad económica, lo primero que hay que hacer es remover los obstáculos al desarrollo económico. Hay que realizar un preciso diagnóstico y un análisis desapasionado de la historia inmediata”.

“Desde el principio advertí que la recuperación no iba a ser fácil y rápida”, ha explicado.

El presidente ha explicado algunos de los indicadores que han evolucionado positivamente: “El saldo comercial, los precios, son aspectos que han mejorado”. También señaló que “tras la profunda restructuración financiera realizada el sector ha cambiado”.

Además, ha sacado pecho de la confianza que están mostrando los mercados de financiación. “A medida que se van aplicando las reformas la confianza en la economía española va aumentando. Buena muestra es la prima de riesgo que llegó a los 638 puntos y ahora se sitúa alrededor de los 300”. Así, asegura que “nadie se plantea ya si España va a pedir rescate”.

Mariano Rajoy ha hecho un recuento de las reformas aprobadas por Ejecutivo y ha asegurado que “ahora no se debe perder el ritmo ni el rumbo”. El presidente destacó el efecto que la nueva normativa ha tenido en los acuerdos entre empresarios y trabajadores. Estos acuerdos, gracias a la reforma laboral, “han permitido el mantenimiento y la creación de empleo”.

Respecto a la política fiscal, ha señalado: “A mí no me gusta subir los impuestos, ojalá podamos hacer en el 2014 la rebaja que tendremos que hacer en el 2015”.

En cuanto a las relaciones con la Unión Europea, el presidente del Gobierno ha defendido la unión bancaria. Además, ha señalado que Europa debe dar un mensaje claro “sobre la irreversibilidad del euro”.

A la pregunta de si se arrepiente de alguna medida, Rajoy ha señalado que no está contento ni con la cifra de crecimiento ni con la tasa de paro. “Solo estoy satisfecho por los avances que se han hecho en Europa y creo que la corrección de desequilibrios se han hecho bien”, ha añadido.

También ha sido preguntado por la incapacidad de Gobierno y oposición sobre un pacto de Estado. “Claro que quiero un acuerdo pero soy consciente que la mayor responsabilidad la tiene el Gobierno de España. Eso tiene un coste y lo asumimos”, ha afirmado.

Rajoy ha emplazado a los empresarios a comprobar dentro de un año si se cumplen sus previsiones. “Estamos en el umbral de invertir nuestra situación. Las bases para conseguirlo son cada vez más sólidas”, ha concluido. Y les ha pedido que “sigan haciendo lo que están haciendo. Están haciendo mucho”. El presidente ha subrayado: “Estamos en recesión y aún así están aumentando las exportaciones. Hagan todo lo que pueden para ser competitivos en materia de precios”.

Por último, ha indicado a los empresarios, “sigan como están y les pediría que hablasen bien de nuestro país”.

Comentario: Cómo ya hemos hablado en más de una ocasión en clase, las medidas que está tomando el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy son realmente necesarias. De todas formas,  sigo pensando que no se ha recortado dónde habría que hacerlo, o si más no, no se ha hecho lo suficientemente bien, ya, que desde mi punto de vista, tampoco les interesa a según que personas. Por otro lado creo que la postura de Mariano Rajoy es la adecuada.

Expansión

 

 

El Gobierno está a punto de anunciar reformas profundas

Mariano Rajoy en una de sus visitas a Bruselas
Mariano Rajoy en una de sus visitas a Bruselas

El Gobierno de Mariano Rajoy aprobará la próxima semana nuevas medidas económicas para hacer frente a la crisis y cumplir con las exigencias de Bruselas, que pide a España compromisos a medio y largo plazo para reducir el déficit público.

Las medidas, tal y como ha avanzado el Gobierno, serán ambiciosas y afectarán a diversos ámbitos de la economía, como el mercado interno de bienes y servicios, el sistema financiero, el de pensiones y el mercado laboral.
Además, incluirán algún cambio fiscal para fomentar la actividad de las pequeñas y medianas empresas e intentarán hacer frente a una de las mayores lacras de la economía: la falta de crédito.

Todas las iniciativas se incluirán en el plan nacional de reformas, que también repasará las medidas ya realizadas y las que aún están en marcha. Este plan será enviado a Bruselas antes de que acabe abril para poner de manifiesto el esfuerzo que está haciendo el país para superar la crisis.

Una de las medidas que se incluirá en el plan será un nuevo régimen especial en el IVA para evitar que se tenga que ingresar el impuesto cuando no se haya cobrado la factura correspondiente.

Además, el Gobierno movilizará casi 45.000 millones para mejorar la financiación de las empresas a través del Instituto de Crédito Oficial (ICO) y de nuevos instrumentos y favorecerá fiscalmente la innovación empresarial.

Está por ver si el plan incluye más cambios fiscales, una de las grandes peticiones de Bruselas, y si ofrece nuevas pinceladas sobre la reforma energética que el Gobierno quiere plantear antes del verano.

De la misma forma, el Gobierno aún tiene que detallar el nuevo plan de pago a proveedores, que estará vinculado a la directiva europea de morosidad y la constitución de un gran regulador bajo el nombre de Comisión Nacional de Mercados y Competencia.

Tampoco se han cerrado la aprobación definitiva la ley de unidad de mercado, la de transparencia, la ley de emprendedores y la definición del factor de sostenibilidad del sistema de pensiones.

Actualización
En cualquier caso, el plan de reformas irá acompañado de un nuevo cuadro macroeconómico con nuevas previsiones sobre actividad y empleo. El cuadro actual del Gobierno aún contempla oficialmente una caída del PIB del 0,5% este año y un incremento del 1,2% el año que viene.

Estas cifras han quedado muy desfasadas por las revisiones de otros organismos económicos e instituciones, que estiman descensos del PIB próximos al 1,5% este año y crecimientos inferiores al 1% para 2014.

En materia de empleo, el Gobierno aún prevé tasas de paro del 24% y del 23% para 2013 y 2014, mientras que el resto de analistas ve difícil que la tase baje del 26% antes de 2015.

El equipo económico de Mariano Rajoy ya ha dicho que tendrá en cuenta las actualizaciones que han hecho todos estos organismos a la hora de plantear sus nuevas cifras que, en todo caso, contemplarán el fin de la recesión en 2013.

De hecho, el Ministerio de Economía espera que el PIB se contraiga cinco o seis décimas en el primer trimestre, que la caída se modere entre abril y junio, que se aproxime a cero en el tercer trimestre y que haya cierto crecimiento en la última parte del año.

Déficit
Por otro lado, el plan de reformas y el nuevo cuadro macroeconómico irán también acompañados de una actualización del programa de estabilidad para los próximos tres años, con nuevos objetivos de déficit una vez cerrado el dato de 2012 (6,98%).

En el programa anterior, el Gobierno planteó un déficit público del 4,5% para este año, del 2,8% para el año que viene y el 1,9% para 2015, cifras que ahora considera muy exigentes tras el esfuerzo realizado en 2012.

De hecho, el Gobierno espera obtener uno o dos años más de Bruselas para cumplir el pacto de estabilidad y dejar el saldo negativo de las cuentas por debajo del 3% en 2015 o 2016 con el objetivo de no estrangular la economía y tener cierto margen para fomentar el crecimiento. CERCA DEL 6% EN 2013

Por este motivo y después de muchas negociaciones con la Comisión, lo más probable es que el Ejecutivo plantee un déficit próximo al 6% para 2013, lo que le obligaría a hacer un ajuste de otros 10.000 millones de euros a lo largo del año.

Una vez que Bruselas reciba y valore las nuevas previsiones del Gobierno y sus planes para que las cifras se materialicen, tomará una decisión sobre España y, probablemente, le dará más tiempo para cumplir lo pactado.

Comentarios: Aunque nunca son de agrado las medidas económicas, desde mi punto de vista, Rajoy está intentando ayudar a España viajando a Bruselas para intentar negociar mejores medidas para España.

Expansión

España tiene que bajar los salarios para ser competitiva

Income Spain
Income Spain (Photo credit: Wikipedia)

 

Introducción.

 

Uno de los temas que despiertan más controversia entre los economistas y que es más sensible en la opinión pública son los salarios. El lunes de esta semana el INE publicó el Índice de Coste Laboral Armonizado y ayer la Encuesta Trimestral de Coste Laboral, ambas estadísticas referidas al cuarto trimestre de 2012. Por lo que refiere la Encuesta en el cuarto trimestre de 2012 el coste laboral de las empresas disminuyó un 3,2% con respecto al mismo trimestre del año anterior y el coste salarial por trabajador y mes disminuye un 3,6%.

 

El Índice de Coste Laboral Armonizado va en la misma dirección: el coste por hora trabajada disminuyó un 3,1% en el cuarto trimestre de 2012 con respecto al tercer trimestre, empujado por la eliminación de la paga de Navidad en el sector público. Si a esta disminución de los salarios monetarios unimos el aumento del 0,8% de los precios de los bienes de consumo durante ese trimestre, se puede concluir que, para el conjunto de la economía, la caída del salario real fue todavía mayor: 3,9%.  Esta reducción de los salarios reales, que muestran las estadísticas publicadas esta semana, tiene como consecuencia una pérdida de poder adquisitivo de los trabajadores que lógicamente está desplomando el consumo y el ahorro.

 

La buena noticia es que la reducción de los costes laborales, al disminuir los costes de producción, no sólo aumenta la competitividad de las exportaciones  sino que abarata también los productos nacionales frente a los importados. A la larga estas mayores ventas deberían generar una mayor producción y más empleo, lo que a su vez aumentaría el consumo.

 

Vivienda

 

Un ejemplo que constata que el proceso descrito se puede producir pronto lo encontramos en el mercado de la vivienda. Según los datos de transmisiones de derechos de la propiedad publicados esta semana por el INE en el mes de enero  se contabilizaron 39.670 compraventas de viviendas, frente a las 23.500 registradas en diciembre, lo que supone un crecimiento del 19%; es el dato más alto registrado desde febrero de 2011.  Una mejora que se debe en parte a la mayor demanda de los extranjeros pero también a la reducción de los precios de la vivienda. Es probable que esta tendencia haya seguido en febrero. Efectivamente según datos suministrados por Tinsa en febrero de este año los precios de la vivienda siguen su ritmo de corrección y mostraron un descenso del 0,4% frente al mes de enero: algo menos intensa a la registrada en el mes de enero con respecto a diciembre. Desde máximos, la corrección de precios de la vivienda es del 35,6%.

 

La caída de los salarios

 

Esta reducción del precio de la vivienda y de los salarios permitirá ajustar poco a poco los enormes excedentes de casas y de mano de obra existentes en España. Conviene recordar que en 2008, al comienzo de esta crisis, la mayoría de los economistas sostenían que los salarios reales eran demasiado elevados con respecto a la productividad. ¿Qué efectos tuvieron esos salarios reales muy elevados en una economía abierta? Disminuyeron las exportaciones, aumentaron las importaciones y se produjo un elevado déficit exterior y como consecuencia un fuerte endeudamiento con el resto del mundo. España está ahora consiguiendo el “milagro” de reducir los salarios rompiendo la resistencia que siempre ha existido a reducir dichos salarios. Y eso es bueno, porque como señaló Keynes, la resistencia o rigidez a la baja de los salarios es una de las causas que hacen más difícil reducir el desempleo. En cambio para el economista inglés una política de salarios flexible favorece el empleo, que es en este momento el objetivo prioritario de la política económica española.

 

En cambio si los trabajadores pretendiesen mantener su poder adquisitivo cuando la producción y la renta nacional están disminuyendo se produciría una erosión de los beneficios empresariales o un aumento de sus pérdidas que necesariamente reducirían el tejido empresarial. Por tanto, en la dura realidad que nos ha tocado vivir, se debe evitar una actitud defensiva de los salarios porque lo único que se conseguiría es aumentar el elevado nivel de desempleo.

 

No está de más recordar que España sigue siendo un país deudor y que sólo podremos reducir esa deuda si somos capaces de exportar al resto del mundo. Y sólo desde esa perspectiva de aumento de las exportaciones y del empleo se puede justificar la reducción de las rentas del trabajo. Los trabajadores y la opinión pública debemos, además, ser conscientes de que estas rebajas salariales no significan otra cosa que compensar las subidas salariales que por encima de la productividad se realizaron en la fase expansiva del ciclo, es decir, desandar un mal camino que emprendimos hace 10 años. 

 

El aumento de la inversión

 

Y por eso cuando la economía se recupere,  probablemente a finales de este año, y la inversión se relance, la estrategia de los sindicatos ha de consistir en maximizar el incremento del empleo y minimizar el aumento de los salarios. El proceso de devaluación interna debe seguir reduciendo los costes y estabilizando los precios internos. Se deben evitar, mientras tanto, los elevados costes de confrontación que por este motivo se pueden producir entre empresarios y sindicatos.

 

Sabemos que las exportaciones están marchando bien y que en cambio la inversión, que es la pieza básica de la cadena que llevará al aumento del empleo, todavía no marcha al ritmo adecuado. La inversión está bloqueada por la falta de expectativas y el crecimiento de las exportaciones está intentando compensar en parte las caídas en las expectativas empresariales y en el consumo. De ahí la necesidad de profundizar más en las reformas (facilidad para contratar trabajadores, normalización de las condiciones de acceso al crédito, reducción de impuestos, energía más barata, etc.) que aumente la inversión, el consumo y la ocupación.

 

Desequiibrios

 

En resumen, parece que se están poniendo las bases para reducir vía precios los enormes desequilibrios existentes en los mercados de trabajo y de la vivienda. Los salarios se reducen y los precios de la vivienda, aunque siguen cayendo, han suavizado su ritmo de corrección en febrero. Otros datos de este primer trimestre del año (Índice de Producción Industrial y cotizantes a la Seguridad Social) que hemos ido conociendo apuntan a que la actividad económica sigue disminuyendo pero a un ritmo más moderado que durante el cuarto trimestre de 2012.

 

Otros indicadores muestran un comportamiento más positivo: en enero de este año mejoró el comercio minorista. El INE publicó este jueves que en el mes de enero, eliminando tanto el efecto de calendario como la estacionalidad, el comercio minorista aumentó un 0,9% con respecto a diciembre del año pasado. Esta tasa contrasta con la caída de diciembre  respecto a noviembre: -2%.

 

Toda esta información confirma las predicciones de los servicios de estudios y de los organismos internacionales que prevén un menor ritmo de caída del PIB durante los tres primeros trimestres de este año y quizá un crecimiento positivo en el cuarto. Y mientras las cifras de paro y de déficit público sigan tan altas la moderación salarial (tanto en el sector público como en el privado) deberá presidir las relaciones laborales.

 

Conclusiones: La China de la UE? O un ajuste necesario? Vivimos por encima de lo que producimos o ganamos por el valor añadido? ¿Cuáles son a tu juicio los aspectos más relevantes a favor y en contra de esta tendencia? Fundamenta.

 

Fuente: Rafael Pampillón Olmedo. “Ajuste en los salarios”. Expansión 16 de marzo de 2013. Página 24.

 

Rajoy busca empresas latinoamericanas para invertir en España

Image

Santiago de Chile. (EFE).- El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, invitó hoy a empresarios latinoamericanos a invertir en España, que puede convertirse en la puerta de entrada al mercado europeo para las empresas de América Latina.

“España puede desempeñar un papel muy relevante como puerta natural de entrada para las empresas latinoamericanas al mercado europeo, mayor que el de Estados Unidos, con más de 490 millones de potenciales consumidores y con un elevado poder adquisitivo”, dijo Rajoy en Santiago de Chile.

El presidente español intervino en la inauguración de la cumbre empresarial Celac-UE ante más de 300 empresarios latinoamericanos y europeos que reivindicaron la relevancia de la inversión como motor del desarrollo y la importancia de las pymes.

Este encuentro precede al que celebrarán este fin de semana los mandatarios de la Unión Europea (UE) y de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac), que tiene como tema principal la promoción de inversiones de calidad en ambas regiones.

Rajoy dijo que su gobierno ha impulsado un “proceso reformista” de “una intensidad sin precedentes en las últimas décadas de la historia de España”.

“Es una apuesta decidida y un compromiso en firme por dotar de mayor flexibilidad y competitividad a nuestra economía e instaurar, así, una atmósfera de confianza propicia para el emprendimiento y atractiva para la inversión”, apuntó el líder español.

Rajoy explicó que ha impulsado medidas para reducir los costes laborales, aumentar la competitividad y mejorar la regulación para que las empresas “puedan hacer negocios de forma más fácil”.

“En definitiva, estamos creando oportunidades de negocio para los inversores extranjeros en nuestro país, les invito a que vengan a comprobarlo”, manifestó.

Las relaciones comerciales entre América Latina y la Unión Europea “son muy intensas y han aumentado notablemente en las últimas décadas”, recalcó Rajoy.

Según cifras de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), la UE ha destinado en la última década en la región un promedio de 30.000 millones de dólares anuales de inversión extranjera directa, lo que la convierte en el principal inversor.

“Nuestras empresas, grandes y más pequeñas, están presentes en sectores tan diversos como la banca, las telecomunicaciones, las infraestructuras y la energía”, señaló Rajoy, quien destacó que estas compañías tienen “vocación de permanencia” en los países de la región.

El vicepresidente de la Comisión Europea (CE) y responsable de Industria, el italiano Antonio Tajani, también puso el acento en los vínculos comerciales entre los dos bloques y las posibilidades que ofrece Latinoamérica.

Tajani llamó la atención sobre el hecho de que Europa invierte en América Latina “tres veces más que en China, India y Rusia juntas” y es consciente de “las enormes posibilidades que ofrece” la región.

A pesar de la crisis económica que afronta el Viejo Continente, Tajani defendió que sigue siendo la primera potencia comercial del mundo, cuenta con 23 millones de pymes y muchas de las mejores empresas del mundo “son y seguirán siendo europeas”.

“Yo sé que hay otros países y continentes que últimamente crean fascinación, pero no nos olvidemos de quiénes son los que más invierten aquí y los que destacan en calidad”, enfatizó.

Los líderes de los empresarios coincidieron al rechazar el proteccionismo y señalaron que el sector privado debe jugar un papel fundamental en la recuperación económica.

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Juan Rosell, aseguró que la internacionalización de las empresas españolas en América Latina afronta un complejo marco regulatorio y un creciente proteccionismo.

“Hay que simplificar los marcos regulatorios y hacerlos más estables para que las empresas se puedan centrar en sus recursos”, pidió Rosell, convencido de que la seguridad jurídica es “un factor clave” para la internacionalización.

El presidente de la Confederación de la Producción y del Comercio de Chile, Lorenzo Constans, explicó que las conclusiones del encuentro empresarial se plasmarán en un documento que será entregado al domingo a los jefes de Estado y de Gobierno que participan en la Cumbre Celac-UE.

El foro empresarial seguirá este sábado con la realización de dos coloquios sobre el desarrollo de la pequeña y mediana empresa y las inversiones para el fomento del capital humano.

El encuentro será clausurado el mismo sábado con la intervención del presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy.

También estarán los presidentes de Brasil, Dilma Rousseff; Chile, Sebastián Piñera; Colombia, Juan Manuel Santos; México, Enrique Peña Nieto, y la canciller alemana, Angela Merkel.

Fuente: http://www.lavanguardia.com/economia/20130126/54362414646/rajoy-invita-a-empresas-latinoamerica-invertir-en-espana-puerta-entrada-a-ue.html

Rajoy pide ayuda a Alemania antes de reunirse con Merkel

Mariano Rajoy ha pedido de nuevo políticas expansivas a los países europeos que puedan permitírselas-una alusión velada a Alemania entre otros- a pocas horas de que se reúna hoy con Angela Merkel en Chile.

Rajoy se ha expresado así en la rueda de prensa que ha ofrecido en Santiago de Chile junto al presidente chileno, Sebastián Piñera, al ser preguntado por las palabras de la canciller alemana, Angela Merkel, en las que esta semana se ha mostrado partidaria de adoptar medidas transitorias para ayudar a España a reducir la tasa de paro juvenil.

Al pedirle que explicara qué medidas cree que serían necesarias, ha remitido a los periodistas a Merkel y ha subrayado que él de lo que puede hablar es de lo que cree que se debe hacer en España en estos momentos.

En esa línea, ha insistido en la necesidad de seguir reduciendo el déficit público, pero ha recalcado que, en la actualidad, España y otros países no están en condiciones de hacer políticas expansivas precisamente por el déficit.

“Pero yo creo que aquellos países que pueden hacerlo (en alusión, entre otros, a Alemania), deberían hacerlo porque, entre otras cosas, la Unión Europea necesita crecer”, ha señalado Rajoy.

En esa línea, ha insistido “en que hay determinados países que pueden hacer unas cosas y hay que exigir que las hagan, y hay países que tiene que hacer otras cosas diferentes”.

Se ha referido igualmente a la necesidad de financiación de la economía, momento en el que ha dicho que, en la actualidad, “las cosas están más claras” y España ha emitido deuda en lo que va de año por importe de casi 20.000 millones de euros y a un precio más razonable que en meses anteriores.

Para él, eso supone que “hay algunos que se han dado cuenta ya de que el euro es un proyecto irreversible” tras actuaciones en la UE, por ejemplo, sobre Grecia o la unión bancaria.

Rajoy ha garantizado que va a seguir con su política reformista e intentando ayudar a los españoles en mayores dificultades, y aprobando medidas como la prórroga del plan PIVE (para la renovación del parque de turismo) que él ha anunciado hoy mismo.

Fuente:Diario Expansión