Los fallos del PIB y sus alternativas 

¿Qué es y qué no es el PIB?A grandes rasgos, el producto interior bruto se define como el valor monetario total de todos los bienes y servicios producidos en un territorio en un período determinado, normalmente un año. La forma más extendida para calcular el PIB suma el consumo privado, la inversión, el gasto público y la diferencia entre exportaciones e importaciones. Además, hay otros indicadores derivados del PIB, como el PIB per cápita o el PIB real (a precios constantes), que, aunque aportan información más concreta, siguen arrastrando los problemas del indicador en torno al que pivotan.PIB = consumo + inversión + gasto público + (expor-impor)El origen del PIB se remonta al período de entreguerras en Estados Unidos. Simon Kuznets, economista de la Oficina Nacional de Investigación Económica, propuso en 1934 la fórmula de la renta nacional, germen del actual indicador, para calcular el coste de la crisis de 1929. No obstante, en un principio la fórmula más utilizada era la del producto nacional bruto (PNB), que mide los servicios y productos obtenidos por factores productivos residentes en el país en cuestión. El PIB, por el contrario, mide cuánto se produce en un país independientemente de dónde resida el factor de producción. Las primeras estadísticas del PNB se publicarán en 1942 en EE. UU. para analizar la viabilidad económica del programa de guerra del presidente Franklin D. Roosevelt.

Origen: Los fallos del PIB y sus alternativas – El Orden Mundial – EOM

¿Está abocada España a pedir un rescate a Europa?

Las catastróficas previsiones pintan un panorama muy negro para España. La paralización de la actividad dejará como herencia un déficit del entorno del 10%, una caída del PIB cercana al […]

Origen: ¿Está abocada España a pedir un rescate a Europa?

Los 10 hitos tecnológicos de 2019

Recopilamos algunas de las noticias tecnológicas y científicas más importantes de año que ahora termina

Origen: Los 10 hitos tecnológicos de 2019

¿Qué son los sistemas de pensiones de aportación definida?

Los sistemas de pensiones de aportación definida se articulan en torno a cuentas individuales, y los hace más transparentes y financieramente sostenibles.

Origen: ¿Qué son los sistemas de pensiones de aportación definida?

¿Se va a producir una nueva crisis económica? – 

La economía es una ciencia social y, por tanto, no es una ciencia exacta. Ello significa que no es posible averiguar con precisión cuándo ocurrirá un determinado fenómeno, como, por ejemplo, una crisis. Pero sí es posible, por experiencia y estudio de relaciones, saber en qué condiciones es más probable que suceda.

Para ir examinando esas condiciones se usan múltiples indicadores, ninguno válido por sí mismo y todos precarios. Son usados como señales de alarma. El más citado al calor de los debates recientes es el de «inverted yield curve», que es una gráfica que merece la pena explicar.

Lo primero que hay que saber es que una «yield curve» se refiere al rendimiento de los productos financieros emitidos por agentes como países o empresas. Cuando un país o una empresa quiere endeudarse para acometer una inversión puede recurrir a la emisión de títulos financieros. La curva refiere a esta opción.

En efecto, emitir un título es una forma de endeudarse. El Estado, por ejemplo, emite títulos que al venderse a los inversores permiten recibir dinero inmediato a cambio de un compromiso de pago futuro. Son contratos que varían en función de la cuantía, duración y rendimiento, entre otras cosas.

Cuando un Estado, por ejemplo, emite un título financiero lo hace por subasta competitiva. El Estado vende X títulos y a partir de la subasta se obtiene el precio. Si hay muchos compradores, el precio será alto (y el rendimiento bajo). Si hay pocos compradores, el precio será bajo (y el rendimiento alto).

El rendimiento se refiere al tipo de interés que el inversor recibirá a cambio de haber prestado dinero al Estado. Por eso si hay muchos inversores queriendo los títulos el Estado tendrá que pagar menos que si hubiera pocos inversores. Oferta y demanda en el mercado financiero.

No todos los títulos son iguales. Una importante diferencia es la duración, es decir, el tiempo por el que los inversores prestan el dinero. En España los títulos de meses de duración se llaman Letras del Tesoro. Los títulos de dos, tres y cinco años se llaman Bonos y los de diez, quince y treinta años se llaman Obligaciones.

En principio los títulos de mayor duración otorgan rendimientos más altos, por la sencilla razón de que los inversores esperan una recompensa más alta por prestar el dinero durante más tiempo. Y eso se nota tanto en la subasta como en los mercados secundarios (la segunda mano de estos títulos). Así, en condiciones normales la «yield curve» mostraría una curva positiva que refleja cómo a más duración del título, mayor rendimiento.

Origen: ¿Se va a producir una nueva crisis económica? – Economía Crítica y Crítica de la Economía