España aspira a colocar este jueves sólo 2.000 millones en deuda

Tras quince días sin acudir a los mercados, el Tesoro busca financiarse con la prima de riesgo por encima de los 500 puntos básicos.

España reanuda esta semana las emisiones de deuda con una subastaen la que quiere colocar un máximo de sólo 2.000 millones de euros, cantidad muy por debajo de lo habitual, en un momento en el que la prima de riesgo se mantiene por encima de 500 puntos básicos.

Según los objetivos difundidos hoy por el Tesoro Público, en la subasta se intentará colocar entre 1.000 y 2.000 millones, después de quince días sin enfrentarse al mercado. Los expertos consultados por Efe advierten de que un mínimo repunte de la rentabilidad de la deuda reabrirá las especulaciones sobre el rescate de la banca y la economía española, aunque consideran que el objetivo de la emisión es “muy manejable”.

El Tesoro, que ha emitido ya el 56,2 % de su objetivo para este año, colocará el jueves nuevos tramos de emisiones antiguas de bonos a tres y cinco años y de obligaciones a diez años. En concreto, emitirá bonos a tres años con cupón del 3,3 % y con vencimiento en octubre de 2014; bonos a cinco años con un cupón del 4,25 % y vencimiento en octubre de 2016, y obligaciones a diez años con cupón del 5,85 % y vencimiento en enero de 2022.

Hasta ahora, y pese a que en las últimas subastas el interés que ha tenido que pagar España no ha dejado de subir, la reacción de los mercados ha sido excelente, con ratios de cobertura -proporción entre la demanda y el importe adjudicado- que ha superado en alguna ocasión las cuatro veces.

 

LaVanguardia

El Gobierno niega presiones desde Alemania para que pida el rescate

Berlín ni afirma ni desmiente esta información pero indican que la decisión es “competencia exclusiva” de España.    

 El Gobierno ha negado hoy que hayan existido “presiones” del ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, al titular de Economía, Luis de Guindos, para que el Ejecutivo español pida el rescatedel Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF) .

“No existen presiones”, han afirmado a Efe fuentes de Moncloa.

Según el semanario alemán “Der Spiegel”, Schäuble presionó al titular español de Economía, en un encuentro el pasado miércoles en Berlín, para que España acudiese al rescate financiero por los problemas de la banca.

Las fuentes de Moncloa han indicado a Efe que la conversación entre ambos ministros fue “larga y compleja” y se centró básicamente en la unión bancaria europea y en la propuesta planteada ayer por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para la creación de una autoridad fiscal europea que armonice las políticas fiscales.

En Berlín, fuentes gubernamentales alemanas, consultadas por EFE indicaron, sin afirmar ni desmentir las informaciones de “Der Spiegel”, que “la decisión sobre si acudir o no al fondo de rescate es competencia exclusiva del Gobierno español”.

El semanario sostiene, sin especificar fuentes, que la canciller alemana, Angela Merkel, y su ministro de Finanzas presionan a España para que recurra al Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), ante el peligro cada vez mayor de un contagio a otros países del sur de Europa, en caso de un posible abandono de Grecia de la zona euro.

De acuerdo con esa publicación, el gobierno alemán estima que la banca española precisará de una inyección de capital de entre 50.000 y 90.000 millones de euros.

Alemania rechaza la posibilidad de que los bancos puedan recibir directamente ayuda del fondo europeo de rescate sin pasar por los gobiernos, una fórmula por la que aboga la Comisión Europea, el Fondo Monetario Internacional y varios países, entre ellos España y Estados Unidos.

LaVanguardia

Facebook pierde más de 10 dólares por acción desde su debut en bolsa

Los títulos de la red social cayeron el viernes un 6,35 % en el mercado Nasdaq, donde cerraron a un precio de 27,72 dólares cada una.

Las acciones de la red social Facebookcayeron hoy el 6,35 % en el mercado Nasdaq, donde cerraron a un precio de 27,72 dólares cada una, lo que supone un descenso de 10,28 dólares o del 27,05 % desde que debutaran en bolsa hace dos semanas.

Los títulos de la mayor red social del mundo sufrieron un nuevo descalabro en la última sesión de una semana en la que han bajado de la cota de los 30 dólares y han acumulado una pérdida del 16,08 % de su valor respecto al viernes pasado.

La red social que dirige Mark Zuckerberg destacó entre los valores más afectados por el ánimo vendedor instalado en Wall Street en la primera jornada de junio -el Nasdaq se dejó este viernes el 2,82 %- y ahondaron las pérdidas que han experimentado a lo largo de la semana.

Facebook salió a bolsa el pasado 18 de mayo, hace justo quince días, a un precio de 38 dólares por acción, una cota que superó momentáneamente para alcanzar los 45 dólares pero que ha ido perdiendo paulatinamente hasta depreciarse más de diez dólares.

El punto más bajo registrado por las acciones son los 26,83 dólares a los que llegó a cambiar de manos el jueves antes de recuperar algo de terreno.

La diferencia entre los 45 y los 26,83 dólares es demasiado alta, según consideran algunos analistas, para una empresa que lleva apenas dos semanas cotizando en bolsa.

Además, el descenso del 27,05 % desde su debut es la mayor pérdida registrada desde 1995 para una empresa protagonista de una oferta pública de venta de acciones (OPV) por encima de los mil millones de dólares.

Facebook escribió una nueva página en la historia de Wall Street hace dos semanas al protagonizar la mayor salida a bolsa de una firma tecnológica, gracias a una valoración de más de 100.000 millones de dólares, una recaudación de 16.000 millones de dólares con su OPV y un intercambio de más de 500 millones de acciones en su primer día de contrataciones.

Desde entonces, su salida a bolsa ha sido calificada de fiasco desde diferente puntos debido a la pérdida de valor registrada por las acciones.

El Estado tuvo hasta abril un déficit de 25.462 millones, el 2,39 % del PIB

Un 51,4% más que en idéntico periodo de 2011

El déficit acumulado hasta abril es el resultante de unos gastos no financieros en términos de contabilidad nacional de 55.426 millones de euros, frente a unos ingresos no financieros que ascendieron a 29.964 millones.

La secretaria de Estado de Presupuestos, Marta Fernández Currás, ha asegurado que este dato se ajusta a los cálculos del Gobierno, que está “razonablemente satisfecho” del déficit en términos homogéneos y ha incidido en que no hay que estar preocupados.

Además, ha subrayado que el Ejecutivo no se va a relajar y que se va a cumplir con el objetivo de déficit para este ejercicio, del 3,5% para el Estado y del 5,3% del PIB para el conjunto de las Administraciones Públicas.

Fernández Currás ha destacado que el Gobierno apostó desde el primer momento por la liquidez de ciudadanos y empresas, y ha recalcado que para ello se han adelantado pagos a las comunidades autónomas y al mismo tiempo se ha agilizado la devolución de las campañas de impuestos.

Estos factores, según Fernández Currás, explican la incidencia en el déficit del Estado hasta abril, un efecto que, aunque temporal, se irá diluyendo en los próximos meses.

La secretaria de Estado ha señalado que también hay que tener en cuenta que en abril se produce el ingreso del primer pago fraccionado del impuesto de sociedades, así como los ingresos del primer trimestre de retenciones de IVA para las pymes.

En términos de caja, que considera los ingresos y pagos que efectivamente se han realizado, el déficit fue de 9.194 millones, el 0,86% del PIB, si bien sin las políticas llevadas a cabo por el Gobierno éste sería inferior en 1.300 millones al de abril de 2011.

Los ingresos impositivos hasta abril disminuyeron el 3%, frente a la caída del 5,6% registrada en marzo.

Por impuestos indirectos, la recaudación aumentó el 0,2 %, primera tasa positiva en lo que va de año, debido al primer pago fraccionado del impuesto de sociedades, mientras que los ingresos por impuestos indirectos cayeron el 6,5%, frente al 7,4% de marzo.

La recaudación por IVA fue de 20.969 millones, el 8,2% menos, como consecuencia de la atonía del consumo, un descenso menor al del 9,1 % de marzo.

Además, en el primer cuatrimestre los pagos no financieros ascendieron a 54.931 millones, el 10,3% más que el mismo periodo de 2011, debido a los mayores pagos de intereses de la deuda y del adelanto de transferencias a otras administraciones públicas.

CincoDías

Bruselas da un balón de oxígeno a España a cambio de subir el IVA y retrasar ya la jubilación

La CE da un año más al Ejecutivo para reducir el défcit al 3% y plantea que el fondo europeo de rescate pueda recapitalizar directamente la banca sin tener que hacerlo a través de los gobiernos.

   La Comisión Europea ha dado un balón de oxígeno relativo a la maltrecha economía española y al Gobierno de Mariano Rajoy a cambio de profundizar en las reformas estructurales y medidas de consolidación fiscal, especialmente en las comunidades autónomas. Sin embargo, la confusión en los mensajes no ha ayudado y la bolsa se acerca peligrosamente a la cota de los 6.000 puntos mientras que la prima de riesgo se ha situado en niveles de los tiempos de la peseta: 539 puntos.

Por un lado, Bruselas ha propuesto dar a España un año más para reducir su déficit público al 3 % del PIB, hasta 2014, y, por el otro, ha propuesto que el fondo europeo de rescate pueda recapitalizar directamente la banca, sin tener que hacerlo a través de los gobiernos como ahora, y avanzar hacia una “unión bancaria” en la eurozona.

No obstante, el comisario el vicepresidente de la Comisión y responsable de Asuntos Económicos, Olli Rehn, ha admitido que la recapitalización directa de la banca por parte del fondo de rescate de la UE “no es una opción disponible” para España porque la normativa vigente no lo permite.

A cambio, la Comisión Europea solicitó a España más consolidación fiscal en las Comunidades Autónomas, ampliar la base de impuestos indirectos como el IVA y adelantar el retraso de la edad de jubilación.

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha asegurado que España atenderá las recomendaciones europeas como socio “fiable y leal”, y ha confirmado que se buscarán más ingresos a través de los impuestos indirectos, entre los que se incluyen, además del IVA, los medioambientales.

Un mayor ajuste de los precios de la vivienda para facilitar la venta de inmuebles y reducir la exposición del sector financiero al ladrillo y asegurar una puesta en marcha eficaz de la reforma laboral forman parte también de las exigencias de Bruselas.

“La aplicación estricta de la Ley de Estabilidad Presupuestaria y la adopción de medidas fiscales a escala regional mitigarían los riesgos de desvío”, afirma la Comisión en las recomendaciones de hoy para España, en las que también advierte que las “potenciales” operaciones de rescate financiero para el país pueden suponer un riesgo para el déficit, actualmente en el 8,9 % del PIB.

El objetivo de déficit para 2013 se mantienen de momento en el 3 %, pero el Pacto de Estabilidad y Crecimiento (PEC) prevé que puede concederse un año más a países que hayan realizado esfuerzos suficientes y se encuentren en una situación económica especialmente desfavorable, como podría ser el caso de España.

Bruselas considera que “hay una falta de información sobre las medidas de consolidación fiscal anticipadas a partir de 2013, que aún no han sido especificadas” y recalca que “cumplir con los objetivos de déficit a todos los niveles de las administraciones es indispensable”.

Por eso, requiere un ajuste estructural tanto en el gasto como en los ingresos con medidas como la reorientación de la carga fiscal sobre el empleo hacia el consumo y el medio ambiente y la ampliación de la base de impuesto como el IVA y racionalizando los subsidios.

“España tiene cierto margen para mejorar la eficiencia de su sistema financiero”, asegura la CE. “El IVA en España equivalió sólo el 5,5 % del PIB en 2010, el más bajo de la UE”, añade y afirma que el 18 % que suele aplicarse en el país es de los más reducidos. Asimismo, estima que la existencia de IVA “super-reducido” (4%) y “reducido” (8%), junto a las exenciones existentes y la evasión fiscal dejan la recaudación en un 42 % del nivel teóricamente posible.

Los ingresos por impuestos al tabaco y al alcohol son también relativamente bajos y hay espacio para aumentar las tasas a los combustibles para el transporte, según Bruselas.

La Comisión alerta también de que el sistema financiero español sigue demasiado expuesto los activos inmobiliarios y considera que aunque las recientes reformas van al origen del problema aún existen otras exposiciones de riesgo como los préstamos a las pymes y las hipotecas para vivienda.

El Ejecutivo de la UE duda, por otro lado, de la eficacia de las políticas activas de empleo en España y de las agencias de empleo, y critica la escasa coordinación entre servicios de empleo nacionales y regionales.

Bruselas pide también que España aplique urgentemente importantes reformas estructurales en los mercados de servicios y productos para crear nuevos puestos de trabajo.

La Vanguardia