Gestha: aumentan los cobros de premios de lotería por empresas para evitar impuestos

loteriaLos premios de lotería obtenidos por las empresas se multiplicaron por nueve de enero a octubre.

Los técnicos del Ministerio de Hacienda (Gestha) han pedido al Gobierno que los premios de loterías que ganen las empresas tributen igual que los de los particulares, puesto que, según alerta, las compañías están integrando premios en su base imponible para aplicar ventajas fiscales y reducir hasta tres veces el tipo efectivo.

En concreto, según explica el colectivo, los premios superiores a 2.500 euros cobrados por los particulares están gravados al 20%, mientras que las compañías lo integran en la base imponible y tributan al tipo nominal, que generalmente es del 25% antes de las deducciones. En caso de que la sociedad esté en números rojos, podría llegar a no tributar.

Así, Gestha ha alertado de que los premios de Loterías pagados a las Sociedades se han disparado hasta superar, de enero a octubre de 2017, los 86 millones de euros, “lo que supone multiplicar por nueve lo recaudado en el mismo período de 2016”. Gestha avisa de que con esta maniobra las empresas ‘agraciadas’ podrían estar blanqueando capitales.

Tal y como señalan los técnicos, las retenciones de los premios abonados hasta octubre en el Impuesto de Sociedades escalaban por encima de los 17 millones de euros, frente a los 1,9 millones del mismo período del año anterior, una tendencia que “se consolidará con las retenciones del gravamen de los premios de diciembre”, que suponen un tercio de las ventas totales.

En este marco, los técnicos han mostrado sorpresa ante el “vertiginoso aumento de la suerte” de las empresas (un 798,9%) a diferencia del modesto aumento del 5,2% de la fortuna de las personas, por lo que sospechan que estos premios obtenidos por las compañías son, realmente, derivados por los empresarios de las compañías en pérdidas.

Para evitar el fraude, Gestha ha pedido al Gobierno que promueva una modificación legal para igualar la tributación entre ambas. También ha pedido al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro que les autorice a iniciar las inspecciones a todas las sociedades con pérdidas agraciadas desde 2013.

Anuncios

Guindos cifra en 1.000 millones el coste de la crisis soberanista en Cataluña

deguindos.jpg

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha cifrado hoy en unos mil millones el coste económico que ha tenido el planteamiento independentista en la economía catalana en el cuatro trimestre del pasado año.

En una entrevista en la SER, De Guindos ha explicado que esta cifra responde a la desaceleración de cuatro o cinco décimas del crecimiento del PIB catalán -del entorno del 0,9% al 0,4%- en el cuarto trimestre, que se eleva a 200.000 millones de euros.

Por ello, ha deducido que la crisis política ha podido costar ya “perfectamente” unos mil millones de euros al crecimiento económico, “castigado” por el planteamiento independentista.

Según el ministro, esta desaceleración pone de manifiesto la “enorme inquietud y desconfianza” que generaron las anteriores decisiones de la Generalitat.

De Guindos ha señalado que espera que el futuro gobierno catalán sea consciente de estos costes y abandone la “vía unilateral” y se centre “en el día a día” y en las “necesidades básicas” de la sociedad catalana, después de que se haya puesto de manifiesto, a su juicio, que la vía unilateral “no va a ningún sitio”.

Convencido de que el puesto en el BCE será para España

Por otra parte, el ministro ha expresado también su confianza en que España obtendrá la vicepresidencia del Banco Central Europeo que quedará vacante en enero, un puesto para el que no se ha querido postular porque, según ha defendido, no tiene que ser él “necesariamente” quien lo ocupe.

De Guindos ha recalcado que “lo importante” es que España consiga el puesto que el Eurogrupo votará en el mes de febrero y tendrá que ser ratificado por el Consejo Europeo.

Según De Guindos, España ha hablado sobre la vicepresidencia del BCE hace tiempo con el gobierno alemán y va a recuperar una posición “fundamental” en un momento delicado.

El titular de Economía no ha querido pronunciarse sobre si él será candidato y, a este respecto, ha insistido en que no va a “especular” en ese sentido o sobre una posible reforma del gobierno vinculada a esa hipotética salida.

A su juicio, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sabe lo que tiene que hacer y “evidentemente” si alguien del Gobierno se va, esa plaza “se tendrá que cubrir”. “No tengo que ser yo necesariamente”, ha recalcado De Guindos.

Sobre el sector bancario, De Guindos ha considerado que Bankia, que actualmente está finalizando su proceso de fusión con BMN, se va a privatizar en función de las circunstancias específicas del mercado.

Italia aprueba un ajuste a su Ley de Presupuestos para 2018

El primer ministro italiano Paolo Gentiloni.

El Senado italiano aprobó hoy definitivamente el ajuste en el que se han movilizado recursos por casi 28.000 millones de euros y que prevé incentivos a las empresas para la contratación de jóvenes y la renovación de los convenios de los funcionarios.

Con los votos de la Cámara Alta, 140 a favor y 94 en contra, se aprobaron así definitivamente todas la leyes que forman los Presupuestos del Estado en la fecha límite ya que la semana que viene se dará por concluida la legislatura.

“Con recursos limitados, será un empuje al crecimiento”, subrayó en Twitter el primer ministro, Paolo Gentiloni.

Uno de los aspectos más importantes de la “manovra”, como se conoce a esta ley, tiene que ver con el empleo juvenil y, en este sentido, estipula una reducción de impuestos durante tres años para quien contrate a un joven menor de 29 años de forma indefinida.

Los impuestos serán reducidos a la mitad durante un año en caso de que se contrate a una persona menor de 35 años y de manera total para los desempleados desde hace más de seis meses en el sur, donde se registran las mayores tasas de desempleo de Italia.

Una gran parte de los recursos movilizados irán a evitar el aumento del IVA en 2018.

Además, contempla una desviación presupuestaria en los objetivos de déficit que permiten un ajuste del déficit estructural en 2018 en un 0,3 %, frente al 0,8 % previsto en las estimaciones presentadas en abril, y estima que el déficit será del 1,6 % del producto interior bruto (PIB).

Otra de las medidas es la renovación del convenio del empleo público después de 8 años y para ello se han destinado 2.800 millones que permitirán una subida mensual de 85 euros y un extra de 500 euro.

Establece un fondo de 100 millones de euros destinado a los damnificados por delitos financieros, la prohibición de pagar las nóminas en efectivo y destina otros 80 millones de euros a la reconstrucción de las zonas afectadas por los terremotos del 2016.

Ofrece además desgravaciones a las empresas que contraten a refugiados de forma estable y ofrece ventajas fiscales a las que adquieran productos reciclados.

El paquete de medidas lleva consigo también numerosos bonos para las familias, como el “cheque bebé”, una ayuda destinada a las familias con hijos pequeños en función de su nivel adquisitivo (menos de 25.000 euros al año) y que será prorrogado en 2018, pero solo para el primer año de vida.

Los recursos destinados a la lucha contra la pobreza se verán aumentados hasta los 300 millones den 2018, 700 millones en 2019 y 900 millones en 2020.

También incluye un paquete por 40 millones de euros para ayudar, entre otras cosas, a los jóvenes jugadores de fútbol.

Cuenta con otros fondos como uno dotado con un millón de euros para ayudar a los italianos que se vean perjudicados en Venezuela y Libia, entre otras muchas normas.

El tirón inversor y el gasto público dan más ritmo a la economía vasca

tiron

La última revisión de las estimaciones del Gobierno mejoran ligeramente para este año las cifras del PIB, y empeoran las de empleo y la tasa de paro.

El dinamismo de la inversión y del consumo público van a impulsar el crecimiento de la economía vasca, que este año será del 2,9% y el próximo ganará una décima a las previsiones y se colocará en el 2,5%, según las últimas estimaciones del Gobierno.

Tras conocer el alza del PIB del 3% en el tercer trimestre, la Dirección de Economía ha actualizado el cuadro macroeconómico trimestral (ver cuadro adjunto), dando por hecho que la estabilidad en el ritmo económico es un hecho y va a continuar en 2018, pese a la desaceleración de cuatro décimas prevista.

De acuerdo con las nuevas estimaciones oficiales, el crecimiento de la economía vasca seguirá apoyado en la demanda doméstica, gracias a las mejores expectativas sobre el entorno, la mejora del mercado laboral y el efecto renta, que impulsarán el consumo privado. La inversión también avanzará, empujada por el alza de la confianza empresarial y el optimismo en el entorno de los negocios.

Según los responsables de la Dirección de Economía, “las condiciones para el desarrollo de los negocios, pese al ligero ascenso del coste salarial, son óptimas gracias al moderado crecimiento de los costes energéticos, el bajo coste financiero y el aumento de los precios de venta.

El nuevo escenario revisado al alza prevé para este año un aumento del consumo privado del 3%, una décima menos que lo estimado inicialmente, y una subida del 3,3% de la inversión, cinco décimas más. También el consumo público aumentará en 2017 más de lo previsto: un 2,1% frente al 1,7% estimado antes.

Para 2018, la mejora es más ligera, y se centra en la inversión y el gasto de las administraciones públicas, que será una décima mayor .

La revisión prácticamente no afecta a la marcha económica por ramas de actividad, que evolucionan en línea con las estimaciones previas, con crecimientos generalizados salvo en el sector primario. Así, la industria mostrará un perfil de aceleración de actividad y, junto a servicios, será el sector más dinámico.

La mejora en la evolución económica no se traslada miméticamente al empleo. Este año, crecerá un 2% (frente al 2,1% estimado), y el próximo lo hará un 1,7%, en línea con el escenario previo. Estas subidas se traducirán en la creación de 18.700 puestos de trabajo en 2017 y 15.600 en 2018.

Brasil y Argentina empujarán al alza el PIB latinoamericano en 2018

brasilargentina.jpg

El fin de la recesión en las dos principales economías de la región permitirá que el PIB de América Latina avance hasta cerca del 2%. Perú liderará el avance entre los mayores países de la zona.

Sin prisa pero sin pausa, América Latina está dejando atrás las exiguas cifras de crecimiento de los últimos años, derivadas de la caída de la demanda global de materias primas. Los grandes organismos multilaterales están de acuerdo en que la economía regional cerrará este año con un avance apenas superior al 1%, para acelerarse en 2018 hasta niveles cercanos al 2%.

Eso será posible, según asegura el Fondo Monetario Internacional (FMI) en la actualización de su informe de perspectivas -publicado en octubre- gracias a recuperación paulatina de la demanda interna. BBVA Research, en su informe de Perspectivas para América Latina publicado el mes pasado, achaca también el avance del crecimiento a “el empuje del sector externo, por la mejora en términos de intercambio y el mayor crecimiento global” y al mayor “impulso a la inversión, especialmente en Argentina, Colombia y Perú”.

La excepción a la regla volverá a ser Venezuela, que seguirá inmersa en la grave crisis económica que arrastra desde hace años. El FMI estima que el PIB venezolano se contraerá este año un 12% y el que viene un 6%. Cepal es algo más optimista y sitúa la caída de la economía de Venezuela en un 8% en 2017 y en el 4% en 2018.

Brasil y Argentina, las dos mayores economías de la zona, tirarán al alza del PIB latinoamericano. Brasil crecerá el año que viene entre un 1,5% y un 2%. Las cifras siguen estando lejos de las registradas a principios de este siglo, pero suponen un balón de oxígenos para una economía que cerró 2016 registró con una contracción del 3,6%. El mayor riesgo que afronta Brasil de cara al año que viene es de índole político. Según apunta BBVA, “sólo el 3% de la población aprueba al actual Gobierno”.

Aunque los analistas del banco auguran que el presidente brasileño, Michel Temer, logrará llegar hasta el final de su mandato -previsto para finales de 2018- no creen que su ejecutivo sea capaz, dada su situación de debilidad, de “aprobar antes de 2019 una reforma ambiciosa de la seguridad social”.

En relación a Argentina, el panorama es menos incierto. El presidente del país, Mauricio Macri, ha reforzado su posición gracias a la victoria que consiguió su partido en las elecciones legislativas parciales que se celebraron en octubre. BBVA Research predice que “la prima de riesgo seguirá cayendo a medida que las políticas sean exitosas a la hora de cumplir los objetivos de inflación y déficit”. El FMI añade que este año Argentina ha logrado afianzar la inversión, gracias a un mayor gasto en obras públicas, y que “el consumo privado se ve estimulado por el repunte gradual de los salarios reales y el empleo”. De cara a 2018, el organismo predice que el crecimiento “seguirá estable” .

En cuanto al resto de países latinoamericanos, las cifras son especialmente optimistas para Perú que, a pesar de que este año crecerá sólo en el entorno del 2,5% -a causa de los destrozos relacionados con el fenómeno meteorológico de El Niño- en 2018 su PIB aumentará por encima del 3,5%. El FMI destaca que el Gobierno de Pedro Pablo Kuczynsky está “centrando la atención en ejecutar reformas estructurales en favor del crecimiento, haciendo hincapié en políticas que propicien la formalización del mercado laboral y que cierren brechas de infraestructura”.

El Espanyol salda la deuda histórica que arrastraba con Hacienda

español

El club de Cornellà-El Prat abona los últimos 5,7 millones de euros que tenía pendientes con el Fisco, uno de los principales quebraderos de cabeza de los últimos veinte años.

Pocas veces un pago ha supuesto un alivio de esta magnitud en el RCD Espanyol de Barcelona. Se trata de los 5,7 millones de euros que la entidad blanquiazul ha depositado hace pocos días en las arcas de Hacienda. Este abono le permite cancelar una deuda histórica que estuvo -junto con otros pasivos- a punto de llevarse por delante a la entidad perica, cuya deuda llegó a aproximarse a los 200 millones de euros, más del triple de los ingresos ordinarios. Otra de las consecuencias era que la entidad no podía destinar suficientes recursos para el área deportiva.

«Nos hemos quitado la mochila de Hacienda, ahora sólo tenemos la deuda corriente», explica a EXPANSIÓN el consejero delegado del Espanyol, Ramon Robert, aliviado tras un «esfuerzo brutal» en los dos últimos años, desde la entrada del grupo chino Rastar en el capital del club, durante los que han pagado los 41,3 millones que estaban pendientes, entre principal (32,5 millones) e intereses de demora (8,8 millones).

Este pasivo comenzó a fraguarse en la década de 1990 y fue ganando volumen con el tiempo. «No volveremos a salir en los informes de LaLiga de equipos deudores con Hacienda», abundó Robert.

En 2013 el club ya renegoció el calendario para pagar su deuda con Hacienda, pero al año siguiente se comprobó la dificultad de cumplir con lo previsto.

El desembarco de Chen Yanseng, el actual presidente, se produjo en 2016. Al final de la campaña 2015-16 se pagaron 7,8 millones, en la temporada pasada se abonaron 22 millones y en esta campaña, los 11,5 millones restantes: 5,8 millones en septiembre y el resto, 5,7 millones, ahora.

El RCD Espanyol, que cerró la última temporada con una deuda bruta de 129 millones (97 millones netos), ya se quitó otra losa en 2016: la deuda pendiente de la construcción del estadio.

 

Santander: “La Champions nos acerca más al cliente”

banco-santander-nuevo-socio-de-la-uefa-champions-league

Juan Manuel Cendoya, vicepresidente de Santander España, analiza el nuevo acuerdo para patrocinar la máxima competición del fútbol europeo.

Se llevaban mirando de reojo varios años. Santander y UEFA se conocían desde que en el periodo 2007-2010, el banco patrocinara la UEFA Cup. De hecho, estuvieron muy próximos a firmar como sponsors de la Champions League antes de la renovación con Ferrari, en 2012, que supuso continuar con la Scuderia hasta 2017. Pero el gol definitivo no llegó hasta el pasado miércoles, cuando Santander y UEFA sellaron el acuerdo que convierte al banco en nuevo patrocinador oficial de la máxima competición del fútbol europeo a partir de la próxima temporada y hasta 2021. Fue «una negociación de química», explica Juan Manuel Cendoya, vicepresidente de Santander España y director general de Comunicación Corporativa, Márketing y Estudios de la entidad, en una entrevista con EXPANSIÓN.

«Notábamos que la F1 era un terreno ganado y hace falta nueva audiencia, nuevos targets y llegar a gente que no conoce el banco a través de un patrocinio que permitiera combinar la fortaleza con una manera de hacer banca más cercana, sostenible en el tiempo y de clientes». «Ana Botín, presidenta del banco, pidió cuando valoramos esta nueva fase que fuera un patrocinio internacional, que encajara muy bien con nuestros valores de sencillo, personal y justo, y que fuera eficiente». Había llegado el momento de un cambio de ciclo. «En patrocinio, cuando llevas mucho tiempo, se pierde ese elemento multiplicador de notoriedad y marca. Teníamos que pasar a un deporte distinto y reilusionar internamente a los 200.000 empleados del banco, dar nuevos conceptos creativos y todo encajado con una cultura del banco más cercana a los clientes.».