Coca-Cola suspenderá la producción en Venezuela por falta de azúcar

coca-cola

La embotelladora de la sociedad con sede en Atlanta señala que la producción se verá afectada en los “próximos días” y no aclara en qué momento podrá retomar con normalidad la producción de la Coca-Cola clásica en Venezuela. La situación del país no hace más que ir a peor y la penuria económica afecta también a las importaciones de productos básicos para la producción de bebidas y alimentos. La semana pasada, la compañía estatal venezolana encargada de procesar el azúcar cortó temporalmente la producción. “Estamos adelantando acciones específicas que nos permitan afrontar esta coyuntura con proveedores, autoridades y nuestros trabajadores”, aseguró la firma en un comunicado el fin de semana.

Coca-Cola Femsa, que opera cuatro plantas embotelladoras y emplea a unos 7.300 trabajadores en Venezuela, dijo que las fábricas están consumiendo el remanente del inventario de azúcar. “De no reponerse este inventario a la brevedad, se generarán interrupciones temporales en la producción del portafolio de bebidas con azúcar”. A finales de abril Empresas Polar tuvo que interrumpir la producción de cerveza porque el Gobierno no le entrega los dólares necesarios para adquirir la materia prima.

MÁS INFORMACIÓN
Coca-Cola suspenderá la producción en Venezuela por falta de azúcar ‘Bachaqueo’: el negocio más rentable de Venezuela
Venezuela, entre la negación y la desesperación
La crisis en Venezuela hunde a la segunda mayor lechera argentina
Coca-Cola Femsa es la mayor embotelladora de la compañía en el mundo, con plantas que operan también en países como Brasil, México, Colombia y Argentina. La socia de la corporación estadounidense explica que “el 90% de la producción” de su popular refresco necesita de azúcar, por eso no tiene otro remedio que suspender temporalmente sus operaciones para ese producto. También dejan claro en la compañía que no van a abandonar el país.

Ahora Coca-Cola Femsa está buscando otras alternativas para hacerse con la azúcar refinada que necesita para los refrescos. El cese temporal no afecta a las bebidas sin azúcar, donde las operaciones continúan con normalidad y sus oficinas centrales seguirán abiertas. Las multinacionales se enfrentan además a los problemas por la continua depreciación de la divisa venezolana, como se refleja en los resultados de PepsiCo, General Motors o Ford Motor.

En la era chavista la embotelladora de la popular bebida ha afrontado numerosos conflictos sindicales. En mayo de 2013 fue el último de gran envergadura. La planta de Valencia, en el centro del país, pasó al menos una semana sin producir agua embotellada y bebidas a base de jugos y té, parte de los productos que ofrecen.

Todos los conflictos del pasado han tenido su origen en las diferencias entre las aspiraciones de los sindicados y la oferta de Coca-Cola. Pero la falta de materia prima y la profundización de la escasez inauguran una era cuyas consecuencias están aún por verse.

Fuente : Elpais.com

Comentario:

Con este ejemplo podemos ver la situación de escasez a la que se enfrenta venezuela. Hay una inflación del 60% y los precios de los productos básicos se han disparado. Todo esto es parte de una planificación por el estado para controlar a la población. Sin embargo estas medidas solo hacen que la situación de venezuela empeore porque empresas multinacionales como coca-cola que aportan al crecimiento del PIB del país con inversion de capital extranjero.

Maria Isabel Muñoz

Anuncios

#EntornoEconomico : El FMI alerta de que el Brexit puede tener un efecto “grave” para la economía británica

El organismo plantea un panorama de incertidumbre, con un descenso de transacciones comerciales y marcado por la volatilidad en los mercados.

252289642_0-5_20160217171528-kxvC-U401766163014B2H-992x558@LaVanguardia-Web

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha advertido este viernes de que un voto a favor del Brexit (la salida del Reino Unido de la Unión Europea) en el referéndum del 23 de junio pude tener un impacto “negativo” y “considerable” en la economía británica e incluso “podría ser grave”.

Desde hace un tiempo, la UE se está planteando si el Reino Unido debería salir o no de ella puesto que lleva un periodo con de incertidumbre y descenso económico que no se sabe cuánto va a durar.

Se denomina Brexit el asunto de la posible futura salida del Reino Unido de la UE. Será el 23 de junio de este año que los votantes decidan su permanencia en la CEE (Comunidad Económica Europea).

Es un debate que mantiene nerviosos a todo el mundo porqué su salida, puede tener impactos negativos en la economía e inversión mundial. Asimismo, el Reino Unido es uno de los centros financieros globales más importantes y con mayores sedes de empresa en su país.

No obstante, los mercados están ansiosos por descubrir el impacto que pueda tener sobre ellos, ya que podría disminuir los precios de las viviendas, aumentar el endeudamiento de las familias… 

Actualmente, sólo falta esperar hasta el 23 de junio para que se decida el futuro del país británico dentro de la UE y ver cómo responderán los demás mercados internacionales tras la decisión.

Comentario realizado por Judith F. a partir del artículo de La Vanguardia.

La crisis ha desplazado a tres millones de personas de la clase media a la baja.#entornoeconomico

Después de reiterar que la larga crisis económica había dejado en la cuneta a miles de personas hasta entonces pertenecientes a la clase media española, un estudio revela la dimensión de la tragedia en la última década: tres millones de personas que durante años habían pertenecido a la llamada clase media (niveles de renta intermedio) fueron desplazados a la zona social y económica inferior, a ese área en el que el sentimiento de vulnerabilidad se impone.

Así lo indica el estudio Distribución de la renta, crisis económica y políticas redistributivas, publicado por el BBVA y el Instituto Valenciano de Investigaciones Económicas (Ivie) y dirigido por Francisco Goerlich, catedrático de la Universitat de València.

La investigación se centra en determinar la validez de las políticas públicas para reducir la desigualdad económica, por ende, cada vez mayor y más profunda. Y las conclusiones son claras: las políticas públicas tienen un importante efecto redistributivo, tanto que consiguen reducir hasta casi la mitad (45,7%) la desigualdad provocada por la reducción de ingresos.

Pero las políticas públicas llegan hasta donde llegan, señalan los investigadores, y pese a su papel compensador esas políticas no han podido evitar la caída de un 20% de la renta disponible ajustada de las familias (concepto que engloba las remuneraciones de los recursos de trabajo, las transferencias monetarias del sector público, como pensiones o subsidio de desempleo, y las transferencias en especie del valor de los servicios educativos y sanitarios). Tampoco han podido evitar el incremento de la desigualdad. ¿Por qué? Porque el principal factor generador de las desigualdades en España es el deterioro del mercado laboral.

El informe constata que el origen de la migración de ciudadanos de clase media a clase baja se fundamenta en que alrededor del 75% de la renta disponible de los hogares españoles procede del trabajo y éste, primero ha retrocedido durante los años de la crisis, y en la recuperación está creciendo con sueldos más bajos, con un aumento de contratos a tiempo parcial o en forma de autoempleo “como alternativa a la falta de oportunidades de trabajo asalariado”, señala el estudio.

Especialmente preocupante es la situación de los asalariados a tiempo parcial y también la de los autónomos, grupos en los que la distribución salarial es cada vez más heterogénea. Con un mercado laboral hundido o precario, las políticas públicas han conseguido mitigar el brutal impacto de la crisis (sobre todo, en las de rentas más bajas, las más afectadas).

Pero un estudio detallado sobre las políticas públicas muestra que el debatido efecto redistributivo del sistema impositivo en España es menor que lo que hace el Estado por la vía de las ayudas. Al respecto, la mayor reducción de la desigualdad proviene del sistema de pensiones con un 46% del efecto total, al ofrecer ingresos a muchos hogares cuyos miembros no tienen actividad laboral.

La segunda política de gasto en importancia es la de los servicios públicos, que contribuyen en un 27% (un 15% la sanidad y un 12% la educación). La contribución de las prestaciones por desempleo y el resto de prestaciones sociales representa el 19%.

Comentario: Esta notícia nos indica que después de reiterar que la larga crisis económica había dejado en la cuneta a miles de personas hasta entonces pertenecientes a la clase media española, un estudio revela la dimensión de la tragedia en la última década: tres millones de personas que durante años habían pertenecido a la llamada clase media (niveles de renta intermedio) fueron desplazados a la zona social y económica inferior, a ese área en el que el sentimiento de vulnerabilidad se impone.

La dureza de la crisis ha sido de tal magnitud que la considerada clase media a la que pertenecía casi el 60% de la población española hace una década se ha reducido al 52%, mientras que los niveles bajos se han incrementado del poco más del 30% a casi el 40%. Los altos apenas si han percibido cambios.

Ariadna Civantos

Fuente: La Vanguardia

Las constructoras amenazan con parar el nuevo AVE si Fomento no reconoce los sobrecostes #entornoeconómico

14616996468129

Las grandes constructoras que operan en España advierten que paralizarán la construcción de varios tramos de las líneas de Alta Velocidad pendientes si el Ministerio de Fomento no reconoce sus demandas por los sobrecostes a los que están dando lugar las modificaciones de los proyectos ya licitados. Estas empresas tienen identificados al menos siete proyectos en los que el procedimiento de rescisión del contrato está sobre la mesa, según explican distintas fuentes del sector consultadas. La inversión conjunta de estos trabajos ascendería a 500 millones de euros.

Tras 22 años en marcha los ingresos no cubren ni un tercio de la inversión. cada vez será más difícil que el Estado rentabilice la inversión en una red cuyo mastodóntico coste se aleja cada vez más de los ingresos que logra obtener por su explotación. Desde que se puso en marcha el AVE, con la apertura al tráfico de la línea Madrid-Sevilla, la inversión se ha disparado por encima de los 47.000 millones de euros, mientras que los ingresos apenas han superado los 14.200 millones.la cantidad recaudada por la venta de billetes no cubre ni siquiera un tercio de la inversión que se ha realizado hasta este momento. Y al ritmo actual de incremento del número de pasajeros, aún deberían transcurrir 40 años para llegar a amortizar la inversión.

La Ley de Contratos del Estado intenta regular casi todos estos aspectos pero en toda obra incluso la privada, hay o puede haber: Liquidación, Reformados, Modificados con o sin repercusión económica, Precios Contradictorios, etc. Otra cosa es analizar los proyectos de los mismos y toma de información para redactar dichos proyectos. Ahora me viene a la memoria por ejemplo: Ave Madrid – Sevilla, Expo92, Olimpiadas , etc. Que se publiquen fechas de redacción y licitación.

En una obra pública hay dos actores:

1-el organismo público, la mayoría los que proponen la obra no son los usuarios por lo que no saben que necesitan realmente, esto conlleva que durante la obra o después haya cambios. Además la adjudicación se suele hacer (si no hay “dedo”) teniendo en cuenta criterios más económicos y políticos que técnicos.

2-Dirección facultativa, otro error es separar la redacción de un proyecto de su ejecución, el que redacta en muchas ocasiones no es quien lo dirige, lo que conlleva a hacer proyectos para legalizar y pagar otro proyecto para ejecutar, aparte de los errores en proyectos (todos somos humanos) y los copia pega de algunos, hay que tener en cuenta que los proyectistas colegiados tienen seguros y pueden usarlos en el caso de errores, pero aquí es más fácil pagar de más que ir a juicio.

 

Noticia realizada por Oriol Castellà a través de elmundo.es

En marzo se firmaron más de 400.000 contratos de una semana de duración #EntornoEconomico

Los contratos de muy corta duración, una semana o menos, han ganado peso en el mercado laboral desde el inicio de la crisis y sólo en el pasado mes de marzo se firmaron 402.679 de un total de 1.358.155 contratos temporales, según informa UGT en un comunicado en el que denuncia esta práctica abusiva.

UGT subraya que existe una elevada correlación entre la edad y el uso de contratos de mínima duración que, hasta los 25 años, suponen uno de cada tres, pero también son mayoría en sectores como actividades artísticas, recreativas y de ocio (54,4 %), hostelería (43,4 %) y actividades sanitarias y servicios sociales (35,8 %).

Ante esta realidad, el sindicato exige una justificación previa para el uso de esta modalidad contractual y la fijación de topes específicos al encadenamiento de los mismos.

bar-empleados-istock.jpg

Comentario: Debido a la fuerte crisis económica que estamos pasando muchos de los sectores optan por contratos temporales para reforzar sus momentos clave en los que tienen mas trabajo, ya sea en el sector servicio los días festivos de verano, semana santa etc. Esto hace que aumente los contratos de corta duración que por una parte van bien porque la gente gana dinero y luego lo gasta lo que hace que la economía se mueva pero a su vez la gente solo trabaja durante un corto periodo de tiempo, cuando lo que interesa es tener un trabajo fijo y estable que asegure unos ingresos al mes. 

#EntornoEconómico: Las licitaciones de obra civil caen un 72% en España desde el 2007

Todo el mundo sabe que el sector que se ha visto más perjudicado por la crisis ha sido el sector de la construcción, sobretodo el de la obra pública.

Este sector ha bajado desde el 2007 en España el 72%. Se ha pasado de invertir unos 25.000 millones de euros a unos 6.000, unas cifras muy dispersas.

Las adjudicaciones de las obras civiles han disminuido primero en la comunidad valenciana, rondando el 90%, después Barcelona y Castilla-La Mancha sobre un 80%, menos que en las Islas Baleares que solo han disminuido un 9%, unos datos que llaman mucho la atención, que pasan a ser de valores muy altos a uno tan bajo respecto a los otros.

Se ve que estas cifras continuaran aumentando, ya que la obra pública seguirá en descenso, pero no solo las mandadas por el gobierno central, sino también por las autonómicas y las municipales. Estas medidas no solo se llevan a cabo por España, sinó que también vienen mandadas por Bruselas.

Según los economistas de Seopan, “el 2016 será el noveno año con reducción en la actividad de la construcción en España”. Donde se perciben visos de mejora es “en la construcción residencial, con crecimientos de alrededor del 3%; y en el tráfico de las concesiones de las autopistas, donde el año pasado aumentó un 6%”

Como está claro este descenso no solo perjudica a la construcción de nuevos inmuebles, sino a un aumento del desempleo, ya que muchos empleados se ven en la calle, porque sus empresas no tienen proyectos de construcción y no les pueden pagar un sueldo. Aunque reclaman que se hagan más construcciones como hospitales, arreglar carreteras…

Comentario de Maria Sabaté, a partir de la fuente La Vanguardia

Sólo dos CCAA, Madrid y Baleares, han salido ya de la crisis

PIBWEBdesk.jpg

Solo Baleares y Madrid de las 17 autonomías han salido oficialmente de las crisis en 2015 al registrar un incremento del PIB a precios corrientes del que tenían en 2008. Aumentaron el valor de su economía en un 1,3% y un 0,8% respectivamente.

En cuanto a Madrid, la segunda economía más importante de España representando el 18,8% del PIB nacional, se ha debido a los servicios, turismo, industria y a la primera plaza financiera del país.

Las peor situadas son Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha y la Comunidad Valenciana.

A pesar de esto la economía española debe recuperarse un 3,1% en los niveles iniciales de antes de la crisis. Cataluña también se encuentra en una posición negativa y aún le falta recorrido para alcanzar una posición estable.

Elaborado por Chantal Choni,

A partir de la fuente: El Mundo