¿Tiene el dinero en efectivo los días contados? 4 de cada 10 empresas piensan que sí

España podría ser un país sin dinero en efectivo en 2030

Es lo que afirman el 43% de organizaciones y empresas, según recoge el Informe Europeo de pagos de Intrum, una compañía dedicada a la gestión y prevención de impagos. 

Existe una gran variedad de artículos de opinión, estudios y análisis realizados en años previos, que señalan que en España no cabe la posibilidad de que en un futuro se reemplace el dinero físico, gracias a que a nivel nacional, según un estudio realizado por el Banco Central Europeo, el 87% de los habitantes llevan consigo dinero en efectivo, a pesar de que lo lleven en poca cantidad, 50 euros de media, menos de la mitad de la media en Alemania (103€) y casi el doble de lo que cargan los portugueses (29).

Claro que, existen regiones en España que se muestran un poco más optimistas ante la posibilidad de desaparecer la moneda física, como en Madrid, por ejemplo, en donde un 52% de las compañías apoyan esta digitalización monetaria absoluta, por otra parte, regiones como Murcia se muestran un poco más escépticas al respecto.

Dicha polémica ha sido tema de discusión de grandes economistas y empresarios. Incluso a nivel mundial, hay países en donde se ha llegado a plantear realmente la idea de acabar con el dinero metal para el año 2030 (como Dinamarca en el 2015), fundamentándola con el objetivo de acabar con la economía sumergida, el fraude y negocios en negro, ya que la digitalización absoluta de la economía supone alcanzar un mayor control y dominio de las transacciones que se realizaran, dejando registro de las mismas. Sin embargo, mi opinión se basa en que existe una contrapartida al respecto, ya que al tener mayor control, se ve un poco más limitada la libertad de controlar y tener cercanía con el dinero propio o de la propia empresa.

De hecho, si de evitar negocios en negro y fraude hablamos, considero que podría incluso ser peor el remedio que la enfermedad, ya que si un gobierno ejerce esa magnitud de presión sobre una población, podría provocar que los individuos comiencen a recurrir a divisas alternativas que no se encuentre controlada por el Estado. Además, se verían fuertemente afectados aquellos que no cuentes con los recursos necesarios para acceder o mantener cuentas bancarias, aplicaciones de pago digital, uso de criptomonedas, etcétera.

Una posible solución a dicha cuestión podría ser el reducir los impuestos necesarios y endurecer las sanciones a quienes se involucren con actos delictivos económicamente hablando, como los fraudes, estafadores y aquellos que realicen transacciones elevadas e injustificadas. Si que es cierto que la moneda digital, los pagos digitales y las transacciones bancarias, han facilitado la vida de los consumidores con una constante evolución, pero personalmente considero que eliminar la moneda física en su totalidad, además de ser un proceso largo y complicado, podría ser más desfavorable que beneficioso.

Elaborado por Valeria Blanco a partir de “¿Tiene el dinero en efectivo los días contados? 4 de cada 10 empresas piensan que sí” artículo escrito por ALberto Perez en el blog del enlace: https://www.directivosyempresas.com/noticias/dinero-en-efectivo-informe-intrum/

Suecia Cada Vez Mas Lejos Del Efectivo.

El Banco Central Europeo preocupado por la tendencia Sueca a digitalizar todos los pagos en todos los ámbitos.

riddarholmen_from_stockholm_city_hall_towerFoto de la capital Sueca, Estocolmo.

La preocupación se ha desatado al conocer el avance tecnológico en los aseos públicos, en algunos ya se puede pagar digitalmente. Suecia actualmente ya es uno de los países con menos uso de efectivo. El país sigue avanzando hacia la eliminación total del efectivo, y el pago digital en aseos públicos ha levantado bastante revuelo.

Este echo ha desencadenado incertidumbre respecto a la eliminación del efectivo, y se plantean muchas preguntas como hasta donde puede llegar la limitación de su uso, si debe desaparecer en todos los aspectos, etc.Este ejemplo de los aseos está provocando controversia ya que, según informan desde The Guardian, limitar el pago al móvil ha provocado recientemente problemas de acceso para personas que no se manejan con las nuevas tecnologías, especialmente los mayores.

Los pagos en efectivo se han caído del 40% en 2010 a un 15% en 2016.

Lo cierto es que Suecia no parece que vaya a parar en este novedoso camino que le convierta en una de las sociedades más libres de efectivo del planeta. La proporción de pagos en efectivo en el sector minorista cayó del 40% en 2010 a alrededor del 15% en 2016, según el Banco Central de Suecia o Banco de Suecia (Riksbank). Dos tercios de los consumidores dicen que se las arreglan completamente sin efectivo y una gran mayoría asegura que casi siempre usan la tarjeta incluso para pagos inferiores a 100 coronas (aproximadamente 10 euros).

Las consecuencias de la eliminación del efectivo en un sistema económico son inciertas, ciertamente algunas son predecibles pero es muy complicado predecir si un sistema basado puramente en el crédito. Aun así, algunos problemas parecen evidentes, la dependencia a la tecnología seria absoluta, en caso de catástrofe natural, se podría paralizar el país con consecuencias catastróficas para la economía. También el poder que ganarían los bancos es incalculable. De esta manera, no se sabe el impacto real de este suceso y por eso El Banco Central Europeo teme que las nuevas formas de pago que están surgiendo no puedan ser controladas al 100% desde Bruselas en un inicio y considera que las autoridades suecas deberían hacer un esfuerzo por obligar a los bancos a mantener un porcentaje mínimo de uso de efectivo en los próximos años.

Fuente: m.20minutos.es

Editado: Jordi Gavaldà

El dinero en efectivo cede el paso al dinero electrónico y de plástico

 

pago-con-tarjeta-credito-1454967192779

Pagar en efectivo esta perdiendo peso como medio de pago en compras. Según un estudio de la consultoría Advanced para la empresa Visa, el 59% de sus usuarios opta por pagar con tarjeta de crédito en vez de en efectivo. El 54% de los pagos de los españoles se hace con tarjeta de débito (34%) y de crédito (20%).

En los resultados de la encuesta, se vio como la gente cada vez menos lleva poco dinero en su cartera (35 euros de media en un día) y que el 84% de las personas siempre salen de casa con la tarjeta.

Esta tendencia es positiva, ya que actualmente los medios de pago están evolucionando. Observamos como las aplicaciones de mensajería para smartphones se quiere hacer un hueco en los medios de pago.

Según la consultora PWC, el 85% de las transacciones y el 60% del valor de estas se hacen mediante dinero en efectivo en todo el mundo. Pero países desarrollados, estos tantos por cientos van a cambiar. Según WhatsApp creara un sistema de pago entre particulares este 2017.

Los sistemas de pago con smartphone piden que la plataforma sea como ente la persona que paga y quien esta cobrando, por lo que las apps con más usuarios tendrán mayor ventaja.

El Banco de España también ha notado el cambio, ya que en el primer semestre del año pasado el gasto den compras con lectores de tarjetas superó a la retirada de dinero en cajeros bancarios. Esto se asocia con la modernización del pago con tarjeta mediante el contactless. El 50% de las personas encuestadas preferían tener una tarjeta con este chip, el 28% de estos prefería utilizarla con el chip, mientras que el 12% prefería meterla en el datafono.

Esta tendencia va ala alza y el pago electrónico se prevé que ayude en la lucha de la economía sumergida.

Fuente: Elaboración propia a partir de: El Periódico.