¿Es rentable para un restaurante tener estrellas Michelin?

  • Los más afortunados consiguen entre un 2 % y un 15 % de beneficios, aunque estos se pueden contar casi con los dedos de la mano.

No necesariamente resulta rentable ser galardonado con las estrellas Michelin, porque recibir esta distinción de la famosa guía gastronómica francesa lleva aparejado un incremento de un 30 % en los costes de gestión del restaurante. Es cierto que lucir una, dos o tres estrellas Michelin suele atraer a más comensales, lo que sube la facturación, pero para hacer frente a esa mayor demanda hay que contratar a más cocineros, camareros y profesionales de servicio en general. De hecho, la partida dedicada a pagar al personal puede suponer hasta el 50 % de los gastos del establecimiento. También hay que comprar más materia prima, diversificar la bodega con más vinos y adquirir más menaje, vajillas y mantelerías más caras y sofisticadas.

Resultat d'imatges de estrella michelin

Al final, la rentabilidad no es muy grande, de ahí que no pocos se han quedado por el camino y han tenido que renunciar a las estrellas o cerrar el negocio por la presión que conlleva: por ejemplo, El Bulli de Ferrán Adriá, Sergi Arola Gastro, Miramón Arbelaitz… La presión es tan grande que incluso ha habido chefs que se han quitado la vida por no poder soportar el estrés que conlleva contentar a los inspectores de la Guía Michelín.

Si conseguir una estrella Michelin trae prestigio, reconocimiento, publicidad y más clientes, ¿por qué tantos chefs están renunciando a ellas? ¿Es que ni siquiera es rentable económicamente? En realidad, al final, la rentabilidad viene de que la estrella aporta al chef prestigio y popularidad, y el restaurante es un escaparate que le abre las vías de otros negocios paralelos. Por eso vemos a tantos cocineros anunciando productos de tal o cual supermercado, haciendo programas de televisión, publicando libros o dando conferencias. Una agenda de actividades que compensa los elevados costes.

 

Elaborado por Pol Carbonell

FuenteMuy Interesante

Kakeibo, el truco japonés para ahorrar el máximo dinero

Kakeibo, el truco japonés para ahorrar al máximo con cualquier sueldo

Kakeibo crece notablemente fuera del país nipón. Es un libro japonés de finanzas domésticas, el cual se basa en los gastos y en la planificación de cada mes. Sencillo y antiguo, pretende dar una vista panorámica de las necesidades de gasto y de ahorro de la gente.

Es la libreta en la cual quedan guardados los gastos mensuales, con el objetivo de ser consciente de ellos y poder estructurar las finanzas. Es la versión tradicional de las aplicaciones que hoy en día llevan las cuentas de la gente.

Cuatro grandes claves

La planificación está basada en cuatro tipos de gasto. Al comienzo de cada mes se anotan los gastos e ingresos fijos en la libreta, junto a una meta de ahorro. A medida que vayan pasando los días, se van apuntando los diferentes gastos que realizamos.

Primero de todo se juntan todos esos gastos destinados a la propia supervivencia como por ejemplo, la medicina y los gastos de la casa. El segundo pilar es opcional, ya que ahí están los gastos que realizamos al salir de fiesta, al comprarnos algún capricho… En tercer lugar se contabilizan esos gastos relacionados con la cultura, como los periódicos, los libros… Y por último estarían los extras.

La idea es tener claro en todo momento dónde va el dinero

Una vez contabilizadas estas partidas, será imprescindible tener una respuesta para las siguientes cuestiones: ¿de cuánto dinero dispones?, ¿cuánto dinero quieres ahorrar?, ¿cuánto estás gastando en realidad? y ¿cómo puedes mejorar eso? En base a esas preguntas se irá reduciendo los gastos de allí donde haya alguna posibilidad.

Un blogger financiero de Japón cree que la práctica ayuda a la gente a ahorrar casi un 40% sobre lo gastado mensualmente, pero todo depende de la perseverancia y detalle a la hora de anotar cada cosa.

 

Elaborado por Santi Fló a partir de La Vanguardia

Twitter disminuye sus ingresos un 8%, pero mejora los datos previstos

El Mundo14932095164609.jpg

El precio de las acciones se ha disparado más de un 10%. Las previsiones para Twitter se enmarcaban en torno a los 512 millones de dólares (469 millones de euros), pero por sorpresa para los expertos, la red social se ha distanciado de esa cifras alcanzando los 548 millones (503 millones de euros).

A pesar de los datos, la cifra sigue situándose por debajo de los 595 millones de dólares que ingresó en 2016, por lo que Twitter ha visto como sufría su primera caída en ingresos interanuales.

No ha sucedido lo mismo con la actividad en la red. Cada vez han sido más los usuarios que se han remitido a la web del pájaro a pesar de que en el trimestre anterior se había reducido la actividad en la red social.

En poco más de 3 meses, Twitter ha conseguido aumentar en más de 9 millones el número de internautas, alcanzando los 328 millones de usuarios activos.

Por tanto, de la presentación de los resultados se evidencia que cabe aún expectativas de crecimiento. Las evolución de las cifras de Twitter han sido bien recibidas en el mercado, disparándose el precio de las acciones en más de un 10% y alcanzando los 16,15 dólares por acción.

CONCLUSIÓN 

Los cambios que ha llevado a cabo Twitter durante 2016 le han servido para conseguir esas cifras de crecimiento y rentabilidad. La empresa del pájaro azul centró sus esfuerzos en el comportamiento de sus millones de usuarios.

Por tercer trimestre consecutivo, Twitter ha conseguido que el tráfico y el uso aumente hasta un 11% y ha sido gracias a la fidelización de sus clientes.

Elaboración propia a partir de El Mundo

Uno de cada 5 españoles vive en situación de riesgo de pobreza, con menos de 8.209 euros al año.

Uno de cada 5 españoles tiene que vivir con unos ingresos que no superan los 8.209 euros al año, lo que supone una situación de riesgo de pobreza , según revela la ultima encuesta de Condiciones de Vida hecha publica este martes por el instituto Nacional de Estadística (INE).

El riesgo de pobreza, mide la desigualdad en la renta percibida que repunta ligeramente en 2016 alcanzando al 22,3% de los españoles, la tasa máxima desde el año 2008 (19,8%).La encuesta también calcula la “tasa Arope”- una formula que mide el riesgo de pobreza no solo por los ingresos relativos, sino por las carencias materiales y la falta de empleo en el hogar. Esta tasa ha bajado ligeramente durante este ultimo año un 0.7% , debido a una mejoría en la empleabilidad.

Para familias compuestas por dos adultos y dos menores de 14 años ese umbral se sitúa en 17.238 euros. La medición de 2016 destaca la alta tasa de pobreza relativa que padecen en España los menores de 16 años, del 28,9% 6,6 puntos por encima del conjunto de la población, así como las personas adultas que superan los 65 años de edad.

La encuesta del INE presenta  un incremento en los ingresos medios anuales de los hogares (26.730 euros para 2016), concretamente un 2,4% superior al año anterior. Sin embargo, el INE también descubre la subida del porcentaje de hogares con “mucha dificultad” de llegar a fin de mes (15,3%), 1,6 puntos más que el año previo.

El año anterior este porcentaje era de un 40,6%. Sin embargo, casi uno de cada diez hogares (8,4%) sufre retrasos en los pagos a la hora de abonar gastos de suministros básicos relacionados con la vivienda (hipoteca, alquiler, electricidad, gas o comunidad). El INE especifica que las “carencias materiales severas” afectaban en 2016 a un 5,8% de la población, algo menos que el año anterior, cuando afectaban al 6,4%.

La personas que padecen estas carencias, al menos, cuatro de los nueve conceptos que se evalúan son: tener una semana de vacaciones al año, comer carne o pescado al menos cada dos días, calentar la vivienda a temperatura adecuada, afrontar gastos imprevistos, no retrasar pagos, tener automóvil, teléfono, televisor y lavadora.

Los colectivos con más riesgo de pobreza .Una mirada detallada a la población por una escala de quintiles de ingresos, del 20% que más al 20% con menos, permite descubrir que el 41,5% de la población con estudios superiores está en el tramo con más ingresos, mientras los parados están entre los que sufren mayor riesgo de pobreza.

Por nacionalidad, los extranjeros abundan más en el quintil de menos ingresos (47% de los extracomunitarios).

Por edades, hasta los 30 años el grupo más numeroso está en el de los hogares con menos ingresos. También los hogares monoparentales son más habituales en el tramo de menos renta.

Por Comunidades Autónomas, las tasas de riesgo de pobreza más elevadas se dan en Andalucía (35,4%), Canarias (35%) y Castilla-La Mancha (31,7%). En el otro lado de la balanza, Navarra (9%), País Vasco (9%) y La Rioja (11,9) presentaron las tasas de riesgo de pobreza más bajas.

Fuente elaborada a partir del diario 20 Minutos

La cifra de negocios de las empresas subió un 5,6% en el mes de febrero

graficos-gafas-tablet

La cifra de negocios de las empresas aumentó un 5,6% el pasado mes de febrero respecto al mismo mes de 2016, tasa 4,4 puntos inferior a la de enero, según los Índices de Cifra de Negocios Empresarial (ICNE) publicados este miércoles por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Con el ascenso registrado en el segundo mes del año, la cifra de negocios de las empresas encadena siete meses de ascensos interanuales.

El incremento interanual de la facturación de las empresas experimentado en febrero se debió al repunte de las ventas en todos los sectores, especialmente en el suministro de energía eléctrica (+15%), seguido del comercio (+5,7%), la industria (+4,9%) y los servicios (+4,3%).

Corregido el efecto calendario y la estacionalidad, la cifra de negocios empresarial se disparó un 7,9% en febrero en tasa interanual, cifra 1,7 puntos superior a la de enero y la más alta desde diciembre de 2006, cuando subió un 8,1%.

En tasa mensual (febrero sobre enero) y eliminado el efecto estacional y de calendario, la cifra de negocios de las empresas aumentó un 1,1%, frente al estancamiento experimentado el mes anterior y el retroceso mensual del 0,5% experimentado en febrero de 2016.

De los cuatro sectores analizados, tres de ellos incrementaron sus ventas mensuales en febrero: comercio (+1,1%), servicios (+1,1%) e industria (+0,9%), mientras que el suministro de energía eléctrica las recortó un 3,5%.

Fuente elaborada a partir del diario El Economista


¿Un impuesto para pagar las pensiones? Las cotizaciones sociales llevan cinco años sin cubrir el gasto

IMG_2533

El presupuesto de la Seguridad Social erró tanto en el lado de los ingresos como en el de los gastos. Ni las cotizaciones sociales se ciñeron a las previsiones elaboradas por el Ministerio de Hacienda- recaudaron tres veces menos de lo indicado en los PGE, a pesar del crecimiento del empleo -ni tampoco las pensiones cumplieron lo esperado- en su caso porque crecieron más de lo que se había presupuestado. De ahí que el sistema registrase un déficit histórico de 18.096 millones de euros, el 1,62% del PIB.

El mayor problema de la Seguridad Social volvieron a ser los ingresos. Hace ocho años que el sistema no alcanza la previsión de recaudación por cotizaciones sociales y en el ejercicio pasado la clave fue que la mejoría del empleo no se trasladó a las cuentas del sistema. El empleo creció a un ritmo del 3,12%, pero las cotizaciones sociales mejoraron menos: un 2,93%.

Y hace cinco años que los ingresos del sistema no cubren la totalidad del gasto en pensiones. De hecho, en 2016 las cotizaciones supusieron el 92,4% del gasto en pensiones, el segundo dato más bajo de la historia, sólo por delante de 2013. Esta diferencia entre ingresos y gastos es la que ha hecho que el fondo de reserva se encuentre a punto de agotarse y sólo le queden recursos disponibles para poco más de una nómina.

FUENTE: elecomonista.es

 

COMENTARIO: La Seguridad Social cada vez esta peor. Actualmente, ni las cotizaciones sociales ni las pensiones cumplieron lo esperado, ya que cometió errores por el lado de los ingresos y, a su vez, por el de los gastos. Aun así, el mayor problema fueron los ingresos, hace muchos años que el sistema no alcanza la previsión de recaudación y que no cubren totalmente el gasto de pensiones. Estas diferencias entre ingresos y gastos han hecho que el fondo de reserva se esté apunto de agotar y casi no queden recursos.