PP y Cs prometen bajadas de IRPF y PSOE y Podemos gravar las grandes rentas

PP y Ciudadanos han prometido que bajarán el IRPF si gobiernan, mientras que el PSOE y Unidas Podemos han coincidido en todo lo contrario, en subir los impuestos a grandes rentas y a grandes corporaciones.

Estas son algunas de las promesas fiscales que han anunciado los cuatro partidos ante las elecciones generales del 28 de abril y entre las que también se cuelan ayudas a familias y exenciones fiscales a los autónomos.

En este sentido, mientras el PP aboga por incentivos a las empresas que contraten mujeres después de la maternidad, Ciudadanos promete deducciones de hasta 2.400 euros anuales a las familias numerosas especiales.

Por su parte, el PSOE ha anunciado que creará una unidad para grandes patrimonios y prohibirá las amnistías fiscales, al tiempo que la gran promesa de Unidas Podemos se centra en un nuevo impuesto de entre el 2 % y el 3,5 % para las grandes fortunas y patrimonios superiores al millón de euros.

Noticia elaborada por Sofia Valencia.

Fuente: Inversión & Finanzas

Fiscalía de los partidos políticos de cara a las elecciones

Fiscalía

Tocar los diferentes tramos del IRPF o bonificaciones en el impuesto de donaciones y sucesiones acaparan las principales propuestas de los partidos de cara al 28 de abril, pero también hacen referencia a bajar los tipos efectivos de sociedades.

Poco a poco los partidos políticos van desgranando sus propuestas económicas en materia fiscal. Y es que este apartado sigue siendo uno de los reclamos más utilizados para atraer votantes. Por ello, con los datos que se conocen hasta ahora, los expertos empiezan a analizar con detalle las medidas tributarias de las distintas formaciones políticas con vistas a las elecciones generales del próximo 28 de abril.

Como primera reflexión, Francisco González, director de asesoramiento patrimonial de A&G, señala que, si se agrupan las tendencias, los partidos de izquierdas, PSOE y Podemos, incluyen en sus programas subidas de impuestos, mientras que la coalición de centroderecha, integrada por PP, Ciudadanos y Vox, «se caracterizan por presentar bajadas de impuestos». Sin embargo, Lucas Espada, socio del despacho Rousaud Costas Duran, adelanta que «estas propuestas serán difícil de aplicar sin conocer el resultado final» y es que, como advierte, ninguna encuesta da un claro vencedor. «El gobierno que tardó menos en formarse fue el de Aznar, con mayoría absoluta, y fueron 100 días», a lo que hay que añadir que en un mes hay elecciones autonómicas y probablemente no se forme gobierno hasta septiembre u octubre, reitera el experto, que recalca que «estamos en una cultura de pactos y el partido que hace falta para sumar va a pedir algo a cambio».

Partido Popular: González señala que el líder del Partido Popular, Pablo Casado, incluye «el blindaje fiscal del ahorro como gran promesa». En ese sentido, señala que hay pocos incentivos salvo a planes de ahorro, y se pretende extenderlos a otros como vivienda y otras formas de ahorrar. «A los 65 años cuando se rescata un plan de pensiones, éste tributa como renta del trabajo a tipo general que puede llegar al 48 por ciento y esto no le ocurre, por ejemplo, a quien utiliza la vivienda como forma de ahorro a largo plazo», ha matizado González. 

También en materia impositiva, el PP propone suprimir el impuesto de actos jurídicos documentados y, por último, aboga por una armonización entre comunidades autónomas en sucesiones y donaciones.

PSOE: El programa socialista recoge gran parte de las iniciativas propuestas en la Ley General de Presupuestos del Estado y contempla la subida del IRPF para rentas más altas. Esto supondría, prosigue Espada, que el tipo máximo se elevaría hasta el 52 por ciento, frente al 48 por ciento actual de Cataluña, y en Madrid querdaría en el 47,5 por ciento.

Podemos: Las propuestas de Podemos se basan en la subida de impuestos a bases imponibles a partir de 60.000 euros. Sin embargo, González señala que, de momento, ningún partido político ha definido lo que es una clase media y «recuerda que los 60.000 euros, que se establecieron para definir a las rentas altas, de ahora no son los 60.000 euros de hace cinco años». Tampoco se ha tenido en cuenta en sus previsiones la evolución de los precios y el coste de vida. Desde Podemos apuestan por armonizar los impuestos de sucesiones y donaciones pero por lo alto, «lo que crearía un suelo» ha recalcado González. También apuestan por eliminar deducciones como las destinadas a i+D+I, mientras que a su vez pretenden incentivar este apartado. González califica sus propuestas de «pretenciosas porque o, ya están reguladas por directivas europeas que se han puesto en marcha en España, o bien por el legislador o la dirección general de tributos». 

Ciudadanos: El partido naranja apuesta por medidas para impulsar el mundo rural. Asimismo, incluye un complemento salarial para rentas de entre 15.000 o 16.000 euros anuales hasta 26.000 o 27.000 a través de un impuesto negativo sobre el IRPF. Otra de sus propuestas estrellas es un cheque formación de 500 euros anuales a cada parado y trabajador para utilizarlo o guardarlo. Así como bonificaciones en sucesiones.

Vox: Las propuestas de Vox van encaminadas a establecer dos tipos únicos en el IRPF, como ocurre en Florida. En cuento a sociedades, lo rebaja al 20 por ciento y un 5 por ciento menos si el beneficio no se distribuye. También aboga por la supresión del impuesto de patrimonios, sucesiones y donaciones y la plusvalía municipal.

Noticia elaborada por Sofia Valencia.

Fuente: Inversión & Finanzas

Aumento un 4,5% de previsión de devoluciones de hacienda, 10.468 millones en la campaña de renta

Hacienda

La Agencia Tributaria prevé devolver 10.468 millones de euros en la campaña de la renta de 2018 que arranca este martes, un 4,5 % más que el pasado año, según los datos distribuidos hoy durante la presentación de la campaña.

La Agencia Tributaria prevé alcanzar las 20,35 millones de declaraciones, un 1,8 % más, de las que 14,3 millones serán a devolver, un 2,4 % más.

Otros 5,2 millones de declaraciones resultarán a ingresar -un 1 % menos- por 10.160 millones -un 2,1 % menos-, mientras que el resto serán negativas y otras.

De esta manera, el resultado neto de la campaña será un importe negativo de 308 millones, que contrasta con la cifra positiva de 365 millones del ejercicio 2017.

Noticia elaborada por Sofia Valencia.

Fuente: Inversión & Finanzas

Cambios en los beneficios de las herencias

AIDE Abogados

Sucesiones y donaciones: Las mejoras impositivas se han centrado también en hermanos y sobrinos, que forman parte del grupo III. así como en parientes del grupo I y II (descendientes menores de 21 años y descendientes mayores de 21 años y ascendientes, respectivamente). Carlos Cruzado, presidente de Gestha (el sindicato de técnicos de Hacienda) explica que la competencia entre comunidades que comenzó en el Grupo I y II se ha ido trasladando al Grupo III y IV (de primos a extraños). «Y va a seguir así hasta que se tome una decisión sobre el modelo de financiación, en el que se planteaba una armonización en materia de impuestos y la necesidad de mantenerlos». Sin embargo, en la práctica, argumenta Cruzado, «estamos viendo esa armonización pero a la baja, reduciendo estos impuestos con bonificaciones».

Como consecuencia habrá una gran diferencia al vivir en una comunidad u otra en materia impositiva para un hermano. Para una herencia de 200.000 euros en vivienda y 600.000 euros en dinero, la cuota líquida puede ser testimonial en Canarias, 312 euros, o relevante si lo hace en Andalucía y Baleares, superando los 300.000 euros. Aún así, Gimeno cree que no es motivo para renunciar a ella, y en caso de hacerlo es por otras causas como hacer donaciones a un hijo o porque conlleve deudas. Perpiñán Girol insiste que esto «raya la constitucionalidad al conculcar los principios de igualdad y progresividad».

Concluyendo, desde el REAF señalan que se pueden agrupar las comunidades en dos grandes grupos. Las primeras, en las que solo se pagan importes simbólicos: Asturias, Baleares, Canarias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Galicia, Extremadura, Madrid, Murcia y La Rioja, así como los territorios forales. Y otro grupo, donde no pagan si no superan determinados límites, es el caso de Andalucía (límite de 1.000.000 euros de la base imponible), Castilla y León (400.000 euros) o Aragón, donde los menores de edad tienen una reducción del cien por cien, aunque con un máximo de 3.000.000 euros. Cataluña regula una bonificación del 99 al 20 por ciento e inversamente proporcional a la base imponible. En la Comunidad Valenciana la bonificación es del 75 por ciento. En todo caso, el margen de maniobra para los contribuyentes es escaso. «En sucesiones tienes que demostrar que has vivido durante los cinco último años, tendrás que darte de alta en el sistema de salud etc…» señala Cruzado, que recuerda que la Agencia Tributaria está más atenta.

IRPF y Patrimonio: En cuanto al impuesto sobre las personas físicas, REAF señala que los contribuyentes tuvieron que hacer un esfuerzo entre 2012 y 2014, los años más duros de la crisis, pero que a partir de 2018 su contribución volvió a disminuir debido a la rebaja de la parte estatal del tributo. Para este ejercicio, este apartado seguirá bajando. Por ejemplo, la Comunidad de Madrid ha aprobado una rebaja de medio punto para el tramo mínimo, que beneficiará a los que ganen entre 16.000 y 20.000 euros anuales, lo que le supondrá un ahorro de 255 euros al año. No obstante, Canarias también ha aprobado rebajas en todos los tramos. Igual ocurre en la Región de Murcia, donde lo notarán las rentas más altas. La tendencia en patrimonio es establecer un mínimo exento, aunque existen bonificaciones como en Madrid, que es del cien por cien o La Rioja, que es del 75 por ciento.

Noticia elaborada por Sofia Valencia.

Fuente: Inversión & Finanzas

EEUU: El déficit comercial alcanza su récord de la última década

El presidente de EEUU, Donald Trump.

Nuevas marcas en importaciones fueron registradas con 60 países. En primer lugar, se situó China, principal objetivo de los ataques de Donald Trump, presidente de los Estados Unidos. De esta forma, las compras de los estadounidenses al gigante asiático aumentaron un 6,7% con 539.000 millones de dólares. Mientras, las ventas cayeron un 7,4% a 120.300 millones. Así las cosas, se amplió el déficit a 418.700 millones. Sobre todo, los estadounidenses se hicieron con productos electrónicos, muebles y juguetes hechos en este país asiático. Mientras, las compras a México y Alemania, se elevaron a 346.500 y 125.900 millones, respectivamente.

Estas cifras pusieron de manifiesto el fracaso de los intentos del presidente de EEUU, Donald Trump, de intentar equilibrar los intercambios comerciales, una de sus grandes promesas de campaña. Según los datos revelados por el departamento de Comercio, el déficit de bienes y servicios aumentó un 12% al colocarse en 621.000 millones de dólares. Cifra alcanzada tras operaciones también récord con 2,5 billones en exportaciones y 3,121 billones en importaciones. En cambio, el aumento de este desequilibrio se encontró principalmente en factores fuera del ámbito de control del presidente de EEUU. Entre los mismos, destacaron la ralentización de la economía global y el relativo fortalecimiento del dólar. A estas dos circunstancias, habría que añadir los recortes de impuestos de 1,5 billones de dólares, la primera gran iniciativa aprobada en el Congreso del presidente, en principio anunciada como una gran reforma fiscal.

Durante el curso de 2018, Trump impuso una serie de aranceles a diferentes países, centrados en China, con la intención de hacer más competitivos a los productores estadounidenses. Un golpe al que Pekín respondió con la reducción de las compras a EE UU de soja, automóviles y metales, cuya producción se concentra precisamente en los estados que Trump ganó en las elecciones presidenciales de 2016. Tampoco tuvieron el efecto deseado sus ataques a las compañías estadounidenses por llevar sus fábricas y centros de operaciones fuera de las fronteras del país. Menos las negociaciones de acuerdos comerciales con México, Canadá y Corea del Sur o las amenazas a los aliados europeos al considerar las exportaciones de acero y aluminio una amenaza para la seguridad nacional.

Noticia elaborada a partir de El Mundo

Sofia Valencia