El Ibex se dispara por encima del 10.000 y toca máximos desde 2011

Imagen

 

La bolsa española vuelve a liderar las subidas en Europa. El freno en el dato de inflación de la eurozona aumenta la expectación de cara a la reunión del jueves del BCE. La deuda pública española retoma su rally de 2014, y el interés del bono cae a mínimos de 2009. La banca aprovecha este estímulo para acelerar a un Ibex que supera los 10.000 puntos y toca máximos desde julio de 2011. Además, Sacyr prolonga su rebote y Gamesa su escalada. El optimismo aumenta en la renta variable europea, y en mayor medida aún en la periferia. A diferencia de ayer, inició la jornada sin las presiones bajistas procedentes de Asia. Los recortes han sido moderados tanto en Japón como en China. Las bolsas europeas mejoran este signo, aunque los principales índices de la región mantienen la prudencia predominante en la sesión de ayer. El Dax alemán se acerca a sus recientes máximos históricos, en una jornada en la que uno de los datos macro que acaparaba mayor expectación era el IPC preliminar de la eurozona. En diciembre la inflación bajó otra décima, hasta el 0,8%, lejos de los objetivos próximos al 2% fijados por el BCE. Sin olvidar del todo la sombra de la deflación, el dato aumenta los rumores de posibles medidas excepcionales por parte del BCE en su reunión del jueves. El Ibex destacó ayer al frente de las subidas en Europa, con una revalorización del 0,92%. Y hoy vuelve a despuntar al alza. En su avance, el índice selectivo español llega a rozar el 2% de subida, y recupera los 10.000 puntos, un nivel inédito al cierre desde el pasado 22 de octubre. La banca reanuda su rally con los nuevos mínimos de la prima de riesgo Al otro lado del Atlántico la Bolsa de Nueva York abre con subidas y deja atrás los números rojos de las últimas jornadas. Wall Street celebra el descenso que registró en noviembre el déficit comercial del país, que se situó en mínimos de 2009. El Dow Jones se anota un 0,39%, hasta 16.489 puntos, el S&P 500 sube un 0,34%, hasta 1.833 puntos y el Nasdaq Composite repunta un 0,38%, hasta 4.129 puntos. Por segunda jornada consecutiva cuenta con el impulso alcista de Sacyr. La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha anunciado un primer acuerdo entre la empresa española y Panamá para solucionar el conflicto generado por las obras de ampliación del Canal. La constructora neutraliza así parte del descalabro del 15% sufrido en sólo dos días. La banca vuelve a acaparar buena parte de las órdenes de compra lanzadas sobre la bolsa española. Ayer ya despuntó con un rally, en línea con los registrados en los últimos meses de 2013. El sector, a la espera de la reunión del BCE, celebra la mejora de la deuda, y Popular, Bankinter, CaixaBank, Sabadell, BBVA y Santander se cuelan entre los mejores valores del Ibex, junto a un habitual en este ránking desde que comenzara 2014, Gamesa. En el Mercado Continuo, NH Hoteles y Meliá agradecen la mejora de valoración de UBS. El rally bursátil de la banca coincide con una nueva mejora de la deuda española, en racha desde el inicio de 2014. Hoy la prima de riesgo vuelve a desinflarse muy por debajo de los 200 puntos básicos, en el entorno de los 190, y el interés exigido al bono a diez años baja al 3,8%, sus mínimos desde 2009. En el mercado de divisas, el euro resiste por encima de los 1,36 dólares, mientras que las commodities cotizan el temporal de nieve que sufre Estados Unidos. El barril tipo West Texas, de referencia en EEUU, supera los 93 dólares, y el Brent los 107 dólares. El oro, por su parte, siguen afianzado por encima de los 1.200 dólares la onza.

OPINIÓN PERSONAL: Después de haber roto la barrera de resistencia de los 10.000 puntos y estar ahora, a las 16:45 p.m en los 10.178 puntos cabe la posibilidad de que el ibex empiece ha subir como la espuma y mas con el factor de ser un año nuevo, comienzo de las rebajas y la bajada de la inflación.

 

Expansión

Anuncios

El automóvil sólo ve un 2014 de recuperación si hay más ayudas

Image

 

El sector sólo se la juega a cara o cruz en 2014. Si el Gobierno accede a continuar con el Plan PIVE, las ventas crecerán un 8,5%, hasta los 785.000 coches; pero si no sigue las ayudas, las matriculaciones se desplomarán a mínimos históricos, con sólo 670.000 unidades. La industria del automóvil ha conseguido salvar 2013. Las ventas de coches volvieron a crecer tras haber acumulado antes dos años de caídas. Las matriculaciones se elevaron el año pasado hasta las 722.703, un 3,3% más, la primera subida desde 2010. Una mejora que sólo ha sido posible gracias a las ayudas a la compra que se han financiado con dinero público. Cuatro ediciones del Plan PIVE y dos del Plan PIMA Aire (entre ambos programas acumulan algo más de 400 millones de euros de fondos públicos) han hecho posible cerrar 2013 en positivo. El sector ha venido asentando en los últimos meses del ejercicio un cambio de tendencia. La caída sostenida de las ventas se convirtió en desplome total con la subida del IVA de septiembre de 2012, y no ha sido hasta el último trimestre de 2013 cuando las matriculaciones han vuelto a resurgir. En cualquier caso el nivel de ventas sigue siendo más que modesto: 2013 es el segundo peor año de la actual serie estadística, que arranca en 1989. El segundo peor, porque el peor fue 2012. ¿El año de la recuperación? 2014 podría ser el año de la recuperación, pero las patronales del sector creen que la mejora de la demanda que ha empezado a verse sólo continuará si el Gobierno decide mantener durante este año las ayudas a la compra de automóviles. Las asociaciones de fabricantes (Anfac) y concesionarios (Faconauto y Ganvam) llevan tiempo reclamando al Ejecutivo la continuidad de los incentivos del Plan PIVE y del Plan PIMA hasta que la recuperación del consumo sea una realidad. El sector confía en que el Ministerio de Industria dé vía libre a nuevas ediciones de ambos programas de ayudas (agotaron sus fondos en diciembre) y que las subvenciones a la compra de vehículos nuevos se mantengan durante todo 2014. Las patronales esperan que en las próximas semanas se anuncie la renovación del PIVE, pero públicamente aún prefieren no darlo por seguro. E incluso fuentes del sector expresan su temor a que eventuales sacrificios presupuestarios para cumplir con el objetivo de déficit público puedan llevar al Gobierno a dar al traste con los planes, e incluso invocan los vaivenes legislativos que ha sufrido en las últimas semanas el sector eléctrico para difuminar la tentación del ciento volando. Miedo a volver a caer A la espera de que se confirme que las ayudas públicas a los compradores se mantienen este ejercicio, el sector maneja una horquilla amplia en sus previsiones de ventas para 2014. Fuentes de la patronal de concesionarios Faconauto auguran un ejercicio de nuevo con incremento de las matriculaciones si se renueva el Plan PIVE, hasta alcanzar las 785.000 unidades, un 8,6% más que el año pasado. Sin embargo, si se retiran los incentivos las ventas se hundirán de nuevo hasta los 670.000 automóviles, un 7% menos. Un dato que colocaría 2014 como el peor año de toda la serie histórica y colocaría al sector en niveles de consumo propios de los años ochenta. En cualquiera de los dos escenarios, la industria automovilística nacional seguiría aún muy lejos de las ventas de 1,2 o 1,3 millones de coches anuales que, según el sector, es el nivel que le corresponde al mercado español por su tamaño y por renta. Y seguiría, además, a años luz de las cotas de más 1,6 millones de automóviles que se alcanzaron entre 2004 y 2007. A la espera de retomar la senda del millón de coches vendidos en los próximos años, el sector sólo ve posible un 2014 en positivo si el Gobierno sigue vertiendo fondos públicos para subvencionar la compra de automóviles.

Expansión

Mercadona subirá los sueldos un 0,4% y se compromete a crear 1.000 puestos de trabajo

Image

Nuevo golpe de efecto de Mercadona. El gigante de la distribución que preside Juan Roig se ha comprometido a mantener el poder adquisitivo de su plantilla, integrada por 74.000 trabajadores, hasta 2018 y a crear, como mínimo, 1.000 nuevos empleos, según se desprende de su nuevo convenio colectivo y plan de igualdad, que entrarán en vigor el próximo 1 de enero.

 

En concreto, la compañía garantiza un incremento progresivo del salario base, desvinculado de la inflación, que pasará del 0,4% en 2014 hasta el 0,8% en 2018.

Además, Mercadona ha pactado con los sindicatos consolidar que cualquier trabajador o trabajadora de la compañía tenga un salario mensual de 1.260 euros nada más incorporarse a la empresa.

Nuevo marco laboral

El nuevo marco laboral, suscrito con UGT y CCOO, apuesta por la creación de empleo estable, la formación continua y una mayor conciliación de la vida familiar y laboral.

Todas las medidas acordadas permitirán consolidar la mejora de productividad del 8% alcanzada durante la vigencia del anterior convenio e implican a todas las partes en el crecimiento sostenible de la compañía.

Como medidas pioneras, la compañía incluye en el convenio la ampliación de las reducciones de jornada por cuidado de hijos menores hasta los 10 años; la ampliación de la excedencia por cuidado de hijos hasta que el menor cumpla los 8 años; o la posibilidad de ampliar la excedencia hasta tres años en caso de violencia de género.

El Economista

El mercado apunta a una subida de la tarifa eléctrica de más del 5% en enero

El mercado de futuros para los próximos meses apunta a una subida de la tarifa eléctrica a la que están acogidos la mayoría de los consumidores de algo más del 5% para el primer trimestre del año, según fuentes del mercado.

El mercado eléctrico mayorista ha subido con fuerza en los últimos días, lo que ha afectado también a los futuros y, por consiguiente, podría impactar en la subasta de energía para el suministro a tarifa durante el primer trimestre que se celebra el próximo 19 de diciembre.

De mantenerse los precios actuales de los futuros en el resultado de la subasta, el componente energético de la tarifa se encarecería alrededor de un 13%.

Esto supondría una subida de la tarifa de algo más del 5% en enero, siempre que el Gobierno mantenga congelados los peajes de acceso -con los que se retribuyen las actividades reguladas, como el transporte, la distribución o las primas a las renovables-, tal y como ha anunciado.

La tarifa eléctrica ya subió un 3,1 % en la revisión de octubre y un 1,2 % de forma extraordinaria en agosto en el marco de la reforma eléctrica. Anteriormente, la tarifa se había encarecido en un 3 % en enero, bajado en un 6,6 % en abril y vuelto a repuntar en un 1,2 % en julio.

La subasta llega después de unos días en los que el mercado mayorista ha registrado precios muy elevados que han levantado algunas sospechas y han llevado a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) a iniciar un análisis.

Aunque el secretario de Estado de Energía, Alberto Nadal, ha apuntado que hay factores que explican estos precios (tres centrales nucleares paradas, frío excepcional y poco viento), también ha señalado que el Gobierno quiere asegurarse de “que no hay ningún factor externo que ha influido sobre el precio”.

Según los datos del mercado, por ejemplo, el pasado día 8 de diciembre, festivo y con un escenario de generación normal, se superaron los 90 euros el megavatio hora (MWh), algo que no ocurría desde 2007 y que, desde algunos segmentos del sector, vinculan a estrategias de los agentes para que las subidas sean más acusadas.

Sin embargo, desde la patronal de las grandes eléctricas Unesa defienden que el funcionamiento del mercado es correcto.

El precio medio del mercado diario mayorista se ha situado en los últimos días por encima de los 80 e incluso los 90 euros el MWh, lo que contrasta con la media de noviembre (51,81 euros MWh) o de octubre (51,49 euros el MWh).

El precio del mercado mayorista no afecta directamente a los consumidores acogidos a la TUR, pero refleja la evolución de los precios de la energía, de manera que si este se encarece normalmente vaticina un repunte en el resultado de la subasta.

La factura de la luz

La tarifa eléctrica de último recurso, que ha pasado a llamarse precio voluntario al pequeño consumidor, se forma mediante la conjunción de tres elementos: el precio de la energía, los peajes de acceso y los impuestos.

El importe del componente energético se determina en una subasta, en la que los generadores venden y los comercializadores compran la electricidad para el suministro a tarifa del siguiente trimestre.

Los peajes de acceso los fija el Gobierno para retribuir las actividades reguladas del sistema, que son transporte, distribución, primas a las renovables y ayudas al carbón, entre muchas otras.

El Gobierno ya ha manifestado su intención de mantener congelados los peajes en esta revisión, lo que dejaría la evolución de la tarifa exclusivamente al componente que fija el mercado.

El Economista

El Ibex 35 sube y supera resistencias

Image

 

Los principales índices europeos continúan con las alzas y atacan la zona de resistencias en una sesión en la que les faltará la referencia de EEUU, que cierra por festivo. El selectivo de la bolsa española ha puesto rumbo a la cota clave de los 9.850 puntos, el nivel que marcará la diferencia para confirmar la fortaleza alcista.

 

El peligro a una severa corrección parece haberse evaporado y ahora la duda está en si serán capaz de batir sus resistencias. “El EuroStoxx 50 total return (que no descuenta dividendos) ha alcanzado hoy la zona de los 5.585 puntos, que son los que han frenado todos los envites alcistas durante todo el mes de noviembre. Su superación sería algo que plantearía un escenario de reanudación de las subidas de los últimos meses”, añaden.

En lo que se refiere al Ibex 35 también puede verse como está atacando resistencias como son los 9.850 puntos. De superarlos, podría llevar al índice a buscar el máximo del año en los 10.000 enteros.

A los mercados europeos les faltará hoy la referencia de Wall Street, que permanecerá cerrado por la festividad del día de Acción de Gracias. Los índices estadounidenses, que ayer marcaron nuevos máximos históricos, abrirán el viernes solo media sesión.

La agenda macro ha traído hoy dos citas importantes en España. Por una parte, se ha publicado el dato definitivo del PIB del tercer trimestre, cuando la economía salió de la recesión al crecer el 0,1%. Además, el INE ha dado a conocer el IPC adelantado de noviembre, que fue del 0,2%, tres décimas más del registrado el mes anterior.

 

Fuente: El economista

Eroski intentará reestructurar una deuda de 2.500 millones de euros Eroski intentará reestructurar una deuda de 2.500 millones de euros,Distribuidores y comercio minorista. Expansión.com

Imagen

 

Eroski se enfrenta a un horizonte lleno de nubarrones y ha planteado a los bancos un “agresivo plan” de reestructuración para los 2.500 millones de euros que les debe a las 22 entidades financieras. Fotografía: Expansión Agustín Markaide, presidente de Eroski Según informan los medios de Vocento, la situación se ha vuelto insostenible hasta el punto de que el descenso del consumo ha dejado en agua de borrajas los cálculos que había hecho cuando acordó retrasar el pasado mes de enero hasta 2017 la quita de su deuda. Y las estimaciones parecían conservadoras, porque el esfuerzo les había dado resultado entre 2009 y 2011, cuando la empresa amortizó 1.100 millones de euros de esa deuda bancaria, casi un tercio. El grupo baraja varias alternativas. Una, según los medios de Vocento, pasa por crear una empresa paralela o una filial donde alojar los activos inmobiliarios y, con ellos, la parte de los préstamos que utilizaron los edificios como garantía. El objetivo es aligerar la losa de la deuda que soporta el negocio tradicional para que cuente con un poco de espacio para rehacerse. Otra meta fundamental, según las fuentes citadas, es recuperar la paz con proveedores y aseguradoras impulsando el negocio de la alimentación, cuyas ventas representan el 80% de recursos netos. Y todo ese esfuerzo, que le exigirá concentrar su negocio en el norte de España y Bleares, está orientado a adecuar la capacidad de generación de recursos del grupo al pago de esa enorme deuda. Después de un ejercicio negro Eroski registró unas pérdidas atribuidas a la sociedad dominante de 121 millones de euros en su año fiscal 2012-2013 (cerrado el pasado 31 de enero), lo que supone casi triplicar los ‘números rojos’ de 43,01 millones de euros registrados en el ejercicio precedente, según ha informado este miércoles el grupo. La compañía achacó este resultado a la caída de ventas debida a la debilidad del consumo, el estancamiento del mercado inmobiliario, que no ha permitido la generación de recursos extraordinarios, el saneamiento de la de la red comercial, el ajuste de precios que ha transferido al consumidor un ahorro de 107 millones de euros y la reducción de la deuda en 44 millones de euros. Sin el efecto de los resultados no recurrentes, el resultado de Eroski arrojó unas pérdidas de 70 millones de euros, lo que mejoró en un 15% los resultados comparables del año anterior.

Expansión

¿Es el momento de seguir a los grandes inversores extranjeros y comprar una vivienda en España?

Image

En los últimos meses varios fondos extranjeros han cerrado grandes operaciones inmobiliarias en España. ¿Es esta una señal suficiente para que los ciudadanos de a pie vuelvan a apostar por el ladrillo? ¿Después de años de ajuste ha llegado el momento de comprar? Algo ha cambiado en el sector inmobiliario español en los últimos meses. Vuelve a haber movimiento y se cierran importantes acuerdos. Los protagonistas están siendo grandes fondos extranjeros que han comenzado a apostar por España. “Los fondos vinieron hace dos años y medio y se fueron sin comprar nada porque no encontraron gangas. Pero desde abril o mayo de este año ha habido muchos interesados en entrar en el mercado inmobiliario español y sólo estaban esperando que Sareb [Sociedad de Activos Procedentes de la Restructuración] hiciera una venta. Cuando esto ocurrió se dio la señal de entrada”, explica José García Montalvo. catedrático de Economía Aplicada de la Universitat Pompeu Fabra. El banco malo dio este paso a principios de agosto cuando vendió al fondo de capital riesgo H.I.G. Capital 939 viviendas por un valor de 100 millones de euros. Días antes el fondo de capital, Blackstone, compró 1.860 pisos de VPO en alquiler al Ayuntamiento de Madrid por 125,5 millones de euros. Otra de las operaciones del año ha sido la adquisición por parte del banco norteamericano, Goldman Sachs, de 3.000 pisos al Instituto de la Vivienda de Madrid (Ivima) por 201 millones de euros. De hecho, ambos inversores, Blackstone y Goldman Sachs, están siendo los más activos las pujas y compiten con fuerza en el mercado de alquiler (la última batalla la ha ganado el fondo de capital riesgo al hacerse con un paquete de 423 viviendas en Tres Cantos propiedad hasta ahora de FCC). En lo que va de año las principales inversiones de extranjeros han inyectado en el mercado inmobiliario español más de 2.100 millones de euros Para el próximo año los fondos internacionales están dispuestos a inyectar hasta 14.000 millones de euros en el ladrillo español, según un estudio realizado por la firma Knight Frank, que coloca a España como uno de los principales objetivos de los grandes inversores dentro de la Unión Europea. La cuestión ahora es qué lectura debe hacer el posible comprador particular de estos movimientos en el sector. Muchos pueden pensar que si la demanda mejora, el ajuste de precios podría detenerse e incluso revertirse en los próximos meses. Por ello, si usted está esperando el momento idóneo para adquirir su primera vivienda o tiene unos ahorros y quiere invertirlos en el ladrillo, siga leyendo. ¿Muestran ya estas operaciones ante un cambio de tendencia? García Montalvo lo tiene claro estas grandes operaciones no suponen una señal suficiente del cambio de tendencia y, de cara a los particulares, cree que hay que destierra la idea de ‘todos a comprar porque los precios van a ir para arriba’. Este experto explica que estas compras no sostendrán el mercado porque están tirando a la baja los precios. “Los fondos están comprando a precio de derribo. Solamente entran si se les dan ofertas increíbles”, asegura. Eso sí, García Montalvo cree que “estos movimientos no afectan de manera directa al particular porque los inversores están comprando a precios mucho más bajos de lo que puede lograr un ciudadano de a pie y el recorrido de precios es distinto (he visto operaciones de hasta 1.000 euros el metro cuadrado en Madrid). Por ello, aunque en un momento dado los precios suban desde estos mínimos al comprador particular no le afecta tanto la subida”. Fitch coincidía en este análisis en uno de sus últimos informes sobre España. La agencia de calificación defendía que todavía no se puede hablar de recuperación del mercado inmobiliario y de cambio de tendencia. “Se está interpretando el interés de los inversores extranjeros en la propiedad residencial española como un signo de recuperación del mercado. Sin embargo, creemos que el apetito de los inversores extranjeros se debe principalmente a una oportunista caza de gangas”, aseguraba Fitch. El ajuste de precios no se ha terminado Los indicadores siguen mostrando un descenso de los precios aunque se está moderando el ritmo de caída en los últimos meses. Tinsa en su último informe apuntaba una caída del 8,5% en octubre frente al retroceso del 9,2% en septiembre y una depreciación del 38,9% desde los importes máximos alcanzados en diciembre de 2007. La agencia de calificación Standard & Poor’s aseguraba recientemente que los precios seguirán cayendo al menos hasta 2015. Montalvo considera que el valor de un inmueble se debe ajustarse hasta suponer 4 años de renta familiar desde los 5,6 años que representa aún. “Se ha recorrido mucho camino porque venimos de que el precio de la vivienda equivalga a 8 años de renta familiar, pero también es cierto que ahora el ajuste es más lento porque los precios caen al mismo tiempo que las rentas”, explica. Sin embargo, Gonzalo Bernardos, profesor de Economía en la Universidad de Barcelona, matiza estos datos y considera que ya hay áreas en las que ya se ha terminado el ajuste. “El mercado inmobiliario español es complejo. Se puede dividir en tres zonas: la primera, la zona media-alta (Madrid, Barcelona, Valencia o Bilbao) donde ya está hecho el ajuste y el año que viene con más financiación bancaria podría subir o estabilizarse el precio; la segunda, las ciudades medianas donde queda un par de años de bajada de precios o un año si la economía mejora sustancialmente; y, finalmente, las áreas de playa, pequeñas ciudades y pueblos donde no se prevé una estabilización a corto plazo”. De esta forma, Bernardos dibuja un mapa desigual en el que el momento oportuno para invertir varía en el tiempo. Según sus previsiones, el particular que esté interesado en la zona media-alta debería ir pensando ya en comprar, siempre y cuando tenga liquidez. El mercado inmobiliario no está para especular a corto plazo En cualquier caso, avisa de que “el mercado inmobiliario no está para especular a corto plazo, aunque quienes compren en mínimos pueden sacarle una rentabilidad del 50% en diez años. Hay que recordar que en algunas localizaciones los precios han caído a niveles del año 98-99, muy por debajo de lo que es sostenible a medio plazo”, sentencia Bernardos. Los grandes inversores buscan rentabilidad en el alquiler Otra opción interesante es la que están adoptando los grandes fondos. “Muchos inversores no están comprando para revender. Se están dedicando al negocio patrimonialista: compras muy barato y lo pones en alquiler no muy elevado sacando una rentabilidad del 6-7% a medio plazo”, explica García Montalvo. “Si las condiciones actuales se mantienen con la renta disponible cayendo, el paro elevado y la dificultad para lograr una hipoteca, el mercado del alquiler podría pasar a representar en España el 25-30% del total a finales de esta década desde el 12,1% actual.”, añade. Estos fondos están replicando en España el modelo que ya han desarrollado en Estados Unidos. De hecho, Blackstone se ha convertido en los últimos meses en el mayor actor del mercado de alquiler estadounidense después de invertir 7.500 millones de dólares en la adquisición de 40.000 viviendas para reformarlas y arrendarlas. En España este fondo de capital riesgo ha encontrado un gran competidor en Goldman Sachs. Bernardos tiene sus dudas sobre esta estrategia. “Los fondos están comprando al por mayor y no especialmente bien porque adquieren cuatro cosas interesantes y 400 más o menos. Además, sólo se guían por el precio medio y los bancos les están colocando suelo y, a veces, mal situado. De hecho, dudo que en algunos casos logren rentabilidad vía alquiler”. El cambio lo marcará la vuelta de la financiación y la estabilidad laboral Montalvo no ve que todavía sea el momento del pequeño inversor local. Además de los aspectos ya comentados, para este economista, los principales frenos para el cambio de tendencia que observa son la falta de crédito para las familias (cree que en 2014 se estabilizará pero no mejorará sustancialmente) y la inseguridad existente en el mercado laboral. Además, asegura que el stock de nueva vivienda sigue en torno a las 800.000 unidades y todavía hay recorrido para que los precios bajen. La fiscalidad no incentiva la compra Además, en España la fiscalidad tampoco incentiva la compra de vivienda. Por un lado, a partir del 1 de enero de 2013 se suprimió la desgravación en el IRPF por la compra de vivienda. Por otra parte, las adquisiciones de vivienda nueva se gravan con el IVA que también subió del 4% al 10% a principios de este año. Quienes compren inmuebles de segunda mano tampoco se libran de las subidas fiscales. A estas operaciones se les aplica el Impuesto de Transmisiones Patrimoniales, un tributo que muchas comunidades tienen previsto subir en 2014 (la mayoría tendrá un ITP del 10%, en Extremadura llega ya al 11% y sólo Madrid lo reducirá del 7% al 6%, el más bajo de España). En definitiva, el mercado inmobiliario española ya es atractivo para los cazadores de gangas. Si tiene liquidez y buenas dotes para la negociación, es su momento. Eso sí, los expertos avisan de que la rentabilidad de esta inversión sólo llegara a medio plazo.

 

FUENTE: Expansión