Tener hijos o tener una carrera profesional

Aunque en los últimos años des del gobiernos se intentan crear leyes en protección de la mujer en el ámbito laboral. “Muchas mujeres sienten que deben escoger entre tener hijos y tener una carrera… ¿Es una decisión que todavía tiene que tomar o que ya ha tomado?” Esta pregunta la formuló el presentador del programa neozelandés The Project, Jesse Mulligan, a la entonces candidata a la presidencia de Nueva Zelanda Jacinda Ardern.

Des de los periódicos y redes sociales anglosajones critican que en su primera entrevista en televisión como presidenciable se le preguntara sobre su voluntad de tener hijos.“La decisión concierne a la mujer y no debería predeterminar sus oportunidades laborales”, defendió Ardern. Al cabo de dos meses, anunció que estaba embarazada y que cogería las seis semanas de baja tras el nacimiento de su bebé.

La baja maternal es un derecho de las mujeres que en España garantiza el Estatuto de los Trabajadores. Uno de los claros ejemplos en nuestras representantes públicas, han sido Ada Colau y Carme Chacón. Que después de su baja por maternidad se incorporaron con normalidad al trabajo.

Resultat d'imatges de Jacinda Ardern y su hijo
Jacinda Ardern contando a los medios de comunicación su embarazo

El 45% de las mujeres no vuelven a su horario laboral tras tener un hijo

Un claro ejemplo es de mujeres que han sido despedidas después de 9 meses y un día del nacimiento de la criatúra. Día en el cual el artículo 55.5 del Estatuto de los Trabajadores que prohíbe despedir a las madres trabajadoras hasta los nueve meses después de la fecha de nacimiento, dejaba de protegerla.

Las mujeres que deciden ser madres se enfrentan a la amenaza de quedar en el paro, a las jornadas parciales y al techo de cristal, un obstáculo invisible e impenetrable que pone tope a sus carreras profesionales. Según los últimos datos de 2017, la tasa de paro de las mujeres entre 25 y 54 años es significativamente mayor a la de los hombres de la misma edad.

Además a largo plazo, esto no solo afecta a la sociedad, si no que provoca que las empresas tengan indemnizar a todas estas mujeres y al contratar un nuevo trabajador, perderán un tiempo de aprendizaje y puede provocar el enfado de la sociedad provocando una bajada de las ventas.

Fuente: Elaboración Bernat Asensio fuente La Vanguardia

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s