Cómo transformar el excremento en oro

Cómo transformar el excremento en oro

Se necesita talento para sacarle ventaja política a tu propia inmundicia. No sé cuántos libros de autoayuda habrán leído en el PRI, pero ciertamente hicieron un arte de la antigua consigna de transformar los propios defectos en virtudes. El caso más indignante de corrupción de un funcionario priísta de los últimos años, los desfalcos ingentes del gobernador Javier Duarte en Veracruz, fue convertido en un argumento electoral a favor del PRI en la apretada y feroz batalla por el Estado de México. Un acto de prestidigitación notable, por donde se le mire.

A seis semanas de celebrarse los comicios en la entidad más importante del país, reducto político del presidente y de la fracción en el poder, la detención de Duarte ha permitido a los priístas autopostularse como los inquisidores Torquemada en el combate en contra de la corrupción. Y como no nacimos ayer, resulta difícil no creer que la “oportuna” aprehensión del hombre más odiado por la opinión pública nacional, el exgobernador de Veracruz fugado, es el resultado de una negociación política y no de una pesquisa policíaca. Imposible comprobarlo, no en este momento, pero si habla y camina como pato.

Fuente: Elaboración a partir del diario EL PAIS

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s